Asesinato de Jovenel Moïse: Exmilitares colombianos son cremados en Haití

Asesinato de Jovenel Moïse: Exmilitares colombianos son cremados en Haití

Exmilitares colombianos

BOGOTÁ— Los cuerpos de tres exmilitares colombianos presuntamente vinculados con el asesinato del presidente haitiano Jovenel Moïse fueron cremados en Haití, informó el jueves la cancillería colombiana.

La cremación se llevó a cabo el martes de manera reservada, indicó la cancillería a The Associated Press a través de su oficina de prensa sin dar más detalles. Agregó que las cenizas de los exmilitares no han llegado a Colombia.

Las autoridades haitianas no se han pronunciado al respecto.

Le podría interesar leer: Ariel Henry: «Hay un gran riesgo de que muera en mi misión»

Los cuerpos de Duberney Capador Giraldo, Javier Mauricio Romero Medina y Miguel Garzón permanecieron en Haití desde julio de 2021 en poder de las autoridades de ese país, pese al insistente pedido de los familiares para que fueran repatriados a Colombia.

Moïse fue asesinado el 7 de julio en su casa privada en Puerto Príncipe y su esposa Martine herida de gravedad.

En la investigación del crimen -aún sin esclarecer- han sido arrestadas más de 40 personas, entre ellas 18 colombianos retirados del ejército señalados por las autoridades haitianas de entrar ilegalmente al domicilio y atentar contra el presidente.

Familiares de los exmilitares abatidos pidieron este año a las autoridades colombianas la práctica de una necropsia médico legal para determinar la causa de muerte y los trámites pertinentes para la repatriación del cuerpo.

Jovenel Moïse

Los tres exmilitares fueron abatidos en un intercambio de disparos horas después del asesinato de Moïse cuando se dieron a la fuga, de acuerdo con la policía haitiana.

Los colombianos detenidos en Haití sostienen otra versión en una carta escrita a mano a la que AP tuvo acceso en septiembre del año pasado a través de un familiar.

Indican que Capador Giraldo primero fue herido con una esquirla de granada en su cadera y luego fue “torturado y asesinado con tiro de gracia por miembros de la Policía Nacional de Haití”.

Los detenidos y sus familias han denunciado presuntas torturas en la cárcel, como quemaduras con aceite caliente, golpes en el cuerpo y heridas con armas y martillos. Además, reclaman que tras ocho meses del crimen de Moïse, no tienen ninguna clase de asistencia jurídica para ejercer su defensa en Haití.

El gobierno del presidente Iván Duque en Colombia ha dicho públicamente que la mayoría de los exmilitares viajaron a Haití con la promesa de realizar servicios de seguridad y operaciones especiales, y solo un grupo más reducido sabía que se trataba de una operación criminal.

Mario Antonio Palacios Palacios es el único exmilitar involucrado en el caso que comparece ante las autoridades estadounidenses por los delitos de asociación ilícita para cometer un homicidio o secuestro fuera de Estados Unidos y proporcionar apoyo material que resultó en una muerte.

Palacios Palacios logró huir de las autoridades haitianas por meses y llegar a Jamaica, donde fue capturado por otra razón y libró un proceso de deportación. De acuerdo con la acusación, el exsoldado habló de manera voluntaria con Estados Unidos antes de ser trasladado al país.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas