Ataques republicanos a Trump, más fuertes que los de Clinton

Republican presidential candidate Donald Trump gestures and declares "You're fired!" at a rally in Manchester, New Hampshire, June 17, 2015.  REUTERS/Dominick Reuter      TPX IMAGES OF THE DAY      - RTX1GZCO
Republican presidential candidate Donald Trump gestures and declares "You're fired!" at a rally in Manchester, New Hampshire, June 17, 2015. REUTERS/Dominick Reuter TPX IMAGES OF THE DAY - RTX1GZCO

WASHINGTON. “Cabeza hueca. Perra. Cerda”, dicen mujeres asqueadas, mirando de frente a la cámara. Otra explica: “Citas reales de Donald Trump sobre las mujeres”. Cambio de canal. “Conozco las palabras. Tengo las mejores palabras”, dice Trump. Siguen 30 segundos de palabras groseras tapadas con pitidos.

Los dos avisos —y decenas más que retratan a Trump como un bufón mentiroso y egoísta— son auspiciados por sus correligionarios republicanos, que intentan impedir que el “intruso” se apodere de la candidatura presidencial de ese partido. Un estudio de avisos políticos detectados por Kanta Media reveló que hay 68 publicidades contra Trump que han sido difundidas unas 40.000 veces a lo largo y ancho del país por televisión. Uno de cada diez avisos mostraron en el último año le apuntan a Trump, y el porcentaje ha subido este mes, en que las encuestas dicen que la ya de por sí poca popularidad del magnate entre el electorado en general sigue bajando.

Trump soporta ataques más duros desde su propio partido republicano que de Hillary Clinton, quien parece encaminada a la nominación presidencial demócrata. La AP encontró que solo uno de 33 avisos ataca a Clinton y que la mayoría de los cuestionamientos a Trump vienen del mismo partido republicano. El principal rival de Clinton, Bernie Sanders, nunca la menciona por su nombre, aunque le lanza dardos indirectos por aceptar dinero de Wall Street.

Los demócratas dicen que siguen de cerca los avisos de los republicanos. Justin Barasky, portavoz de Priorities USA, la agrupación de apoyo a Clinton mejor financiada, dijo que los republicanos “nos están ahorrando dinero al aporrear” a Trump de la forma en que lo están haciendo. Trump, por su parte, dice que los ataques no funcionan y ofrece como prueba su victoria en la primaria de la Florida a pesar de una costosa campaña para voltearlo en ese estado. Al hablar del aviso con sus comentarios sobre las mujeres, Trump declaró a CNN esta semana que “la mitad de esas cosas es show business”.

Los detractores republicanos de Trump dicen que los atraques al magnate se justifican, incluso si terminan debilitando al candidato de su partido. “Creo que los ataques no son peligrosos, él es peligroso”, dijo Tim Miller, portavoz de Our Principles, que ha invertido más de 16 millones de dólares en avisos este año, incluido el que contiene los comentarios de Trump sobre las mujeres.