Auge de China hasta México llena vacío ruso de US$20,000 millones

La emisión soberana y empresarial mexicana se ha más que duplicado y ha llegado a los US$24,000 MM

Tomadores de crédito desde China hasta México y Kenia venden bonos en el exterior a un ritmo sin precedentes, lo que llena el vacío de US$20.000 millones que dejaron los emisores de Rusia, excluidos de los mercados internacionales de capital desde principios de marzo.

La emisión soberana y empresarial mexicana se ha más que duplicado y ha llegado a los US$24.000 millones, mientras que las ventas de China treparon 42 por ciento, a US$43.000 millones, según datos que recopiló Bloomberg.

Kenia ingresó al mercado la pasada semana con el mayor debut de la historia por parte de un gobierno de grado especulativo en el que obtuvo US$2.000 millones. Si bien el año pasado los rusos fueron los mayores tomadores de crédito entre los mercados emergentes, las ofertas en dólares y monedas europeas han declinado 74 por ciento en 2014, a US$7.000 millones.

En momentos en que los inversores abandonan Rusia luego de que la incursión del país en Ucrania desencadenara sanciones de los Estados Unidos y sus aliados, la demanda de activos en otros mercados emergentes creció en tanto el estímulo del Banco Central Europeo y la caída global de los rendimientos de los bonos llevaran a los administradores de fondos a otros lugares para impulsar los retornos. Las ventas de bonos de gobiernos y compañías de países en vías de desarrollo han crecido a US$262.000 millones en lo que va del año, lo que supera el récord de US$236.000 millones de los primeros seis meses de 2012, indican datos que recopiló Bloomberg.

“Si no hay mucha oferta de una región, eso incrementa la capacidad de los compradores de absorber más emisión en otros lugares”, dijo Peter Lannigan, director gerente de la agencia de operaciones CRT Capital Group LLC, en entrevista telefónica desde Stamford, Connecticut.

Retorno de Ecuador. Entre los que aprovechan la situación se cuentan desde China National Offshore Oil Corp. hasta Petróleos Mexicanos y Emirates Telecommunications Corp., que se benefician de los diferenciales corporativos de los mercados emergentes, que cayeron a apenas 2,75 puntos porcentuales este mes, los más bajos desde 2007, según datos del índice de JPMorgan Chase Co.

“China no ha sido tradicionalmente un gran emisor en el mercado de dólares, pero lo que se observa en los últimos dos años es que, ante la menor liquidez local, más empresas buscan acceder al mercado internacional”, dijo por teléfono desde Nueva York Shamaila Khan, una administradora de dinero de AllianceBernstein LP, que gestiona US$466.000 millones.

La demanda de bonos mexicanos se ve alimentada por el optimismo en relación con el crecimiento económico, dijo.

El gobierno mexicano ha vendido US$8.400 millones en el exterior este año, lo que ha impulsado un ritmo de 65 por ciento de aumento de la emisión soberana, a US$70.000 millones, indican datos que recopiló Bloomberg.

Ecuador, que estuvo excluido de los mercados internacionales de capital desde su impago de obligaciones en 2008 y 2009, vendió US$2.000 millones de bonos de 7,95 por ciento el 17 de junio, un día después del debut de Kenia.