Basura daña aguas arroyo Yaguasa

http://hoy.com.do/image/article/303/460x390/0/7B33F3DB-39C1-46D3-BD7F-8F8A4A8E3D38.jpeg

POR CARMEN MATOS
El Arroyo Yaguasa, una de las principales reservas acuíferas,  ecológicas, científicas y turísticas del país es amenazado por la ubicación a sus orillas de un punto de transferencia del vertedero Duquesa y los equipos de transportación del Ayuntamiento de Santo Domingo Norte.

“Se trata de un problema dramático de contaminación atmosférica”, declaró Manuel Pereyra Javier, director de la Fundación Kyoto que desde hace 30 años se dedica a la defensa de los recursos naturales del país, “los dominicanos no tienen garantía de salud, las áreas verdes han sido reducidas a un nivel alarmante y las que existen están siendo permanentemente agredidas”, dijo.

Ubicado en la cabecera del Arroyo Manzano, del Parque Mirador Manantiales del Norte, el Arroyo Yaguasa es en un ecosistema especial del Cinturón Verde de Santo Domingo, que desemboca en la laguna central del Parque Mirador Norte produciendo en todo su trayecto una gran cantidad de bosques de galería así como la mayor biodiversidad de la zona.

Los desechos del punto de transferencia del Vertedero Duquesa, donde las cinco sindicaturas de la provincia Santo Domingo vierten el total de sus desperdicios, contaminan el arroyo porque la lluvia arrastra la basura hacia su caudal, perjudicándole también a través del subsuelo. Asímismo, los trabajos de ampliación del área de transporte que el Ayuntamiento de Santo Domingo Norte lleva a cabo a sus orillas maltratan la importante reserva acuífera, poniendo en peligro sus característicos bosques de galería, la flor de Caoba, nacional del país, así como el ave nacional, Cigua Palmera.

También amenaza de extinción a los manglares rojos “Ryzophora Mangle”, que existen en todo el litoral.

Pereyra Javier indicó que las actividades en detrimento de los recursos hidráulicos del país “causan los innumerables casos de diarreas por intoxicación, enfermedades respiratorias, hongos, alergias y otras infecciones de piel que se registran”.

Agregó que informes especializados realizados por organismos internacionales en el país, entre los que citó a la Organización Mundial de Salud (OMS) establecen los altos niveles de contaminación en el Río Isabela, Ozama y todos los ríos y arroyos de la capa periférica y litoral sur de esta capital.

El Cinturón Verde de Santo Domingo es una amplia franja de espacio que rodea el entorno urbano capitalino, creado mediante el decreto presidencial No.183-96 para la conservación ambiental, de áreas de reservas naturales y forestales, de ecosistemas forestales, fluviales, áreas recreativas y educativas. Para garantizar su cuido, se creó mediante el decreto 188-04 el Consejo Nacional de Asuntos Urbanos (CONAU), el cual Pereyra Javier consideró “un inoperante obstáculo constitucional”, y sugirió su inmediata disolución, “ya que no ha cumplido el rol para el cual fue creado”, dijo.

El ecologista, anunció el inicio de una campaña educativa masiva en los medios de comunicación social para difundir la necesidad de preservar la flora y fauna a nivel nacional, en especial el Cinturón Verde se Santo Domingo, a la vez que planteó que este se coloque “bajo el amparo de la ley 64-00, sobre Medio Ambiente”.

Pereyra Javier informó que investigaciones particulares realizadas por el organismo que preside, determinaron que el Cinturón Verde de Santo Domingo perdió el 40 porciento de su terreno total de áreas verdes, el cual era de 152 kilómetros cuadrados. Dijo que la razón tras la disminución territorial es que “el país descuidó las reservas que poseía y hoy la poca que existe se ve constantemente amenazada”, concluyó.

El ambientalista planteó la elaboración de un plan de ordenamiento territorial ambiental, la introducción de una ley de educación ambiental en el currículo de educación básica y la autonomía de la Secretaría de Medio Ambiente, como posibles respuestas ante la problemática.