Biblioteca Nacional recuerda a Franklin Franco

La Biblioteca Nacional Pedro Henríquez Ureña rindió tributo al historiador, sociólogo, politólogo, investigador y catedrático Franklin Franco, al cumplirse el jueves pasado cinco meses de su fallecimiento y el 77 aniversario de su natalicio.

Considerando que Franklin Franco Pichardo fue un intelectual que pensó en la nación dominicana y aportó a la bibliografía nacional más de 30 títulos, la BNPHU incorporó a su programa de conmemoración de efemérides literarias, para lo cual dispuso -en el área de recepción de la primera planta- una sala en la que un monitor proyecta las 24 horas del día, durante varias semanas, contenidos acerca de la vida y obra de los escritores criollos de todos los tiempos.

La finalidad, explicó el director de la BNPHU, Diómedes Núñez Polanco, no solo es que los cientos de usuarios y visitantes que acuden a este lugar puedan acceder a esta valiosa información, si no rendir homenaje a los escritores que han contribuido con el engrosamiento de la bibliografía nacional, como fue el caso de Franklin Franco.

Pero no solamente como escritor prolífico, la institución, amigos y familiares recordaron a Franco también como amigo de la BNPHU, donde horas antes de su partida estuvo reunido con Núñez Polanco, en el despacho, en torno a una exquisita y productiva charla en la que fueron abordados temas nacionales, con la profundidad y valentía con que solía hacerlo Franklin. Juntos soñaban con realizar proyectos editoriales unidos.

El homenaje tuvo el propósito de convocar a personalidades del mundo intelectual dominicano quienes narraron sus vivencias junto a Franco, destacando lo importante que fue para el país como investigador y escritor, como hombre de acción y padre ejemplar.

Entre los presentes estuvieron la viuda Franco, Doña Ángela Soto, Francisco Alberto Franco (hijo), Antonio Lockward Artiles, Matías Bosch, Odalís Pérez, la directora de la Escuela de Sociología de la UASD, Marisela Duval; la directora del Museo Memorial de la Resistencia Antitrujillista, Luisa de Peña y Luisa Navarro, de la Escuela de Historia de la UASD, y otros, quienes describieron de forma conmovedora el arrojo y la valentía el primer estudiante de Sociología que tuvo la UASD.