Boston elimina Yanquis y va a Serie Mundial; por primera vez un equipo supera un 0-3

http://hoy.com.do/image/article/283/460x390/0/BE83FDDC-A7D7-4A52-A696-F647D0D21F28.jpeg

NUEVA YORK (EEUU), (EFE).- Los Medias Rojas de Boston, apoyados en el abridor Derek Lowe, que lanzó seis entradas con solidez y en el jardinero central Johnny Damon, que disparó dos jonrones, incluyendo un “Grand Slam”, lograron coronarse como campeones del banderín de la Liga Americana, al derrotar por 10-3 a los Yanquis de Nueva York.

Los Medias Rojas hicieron historia en el béisbol profesional de las Grandes Ligas, al convertirse en el primer equipo que consigue regresar por primera vez en una serie a siete partidos en la postemporada, luego de haber perdido los tres primeros encuentros de manera consecutiva.

Lowe (1-0), que fue sacado en la parte baja del séptimo capítulo, para ser relevado por el dominicano Pedro Martínez, estuvo imponente desde el montículo, concediendo tan sólo un imparable y una carrera, regalando un boleto y retirando a tres bateadores por la vía del ponche.

Martínez entró al partido algo descontrolado, permitiendo una leve reacción de los Mulos del Bronx, al tolerar dos carreras en una entrada de trabajo, que al final resultaron de todas formas, insuficientes.

Damon, que entró al partido bateando para .103 de promedio en la serie, producto de tres imparables en 29 visitas al plato, despertó con su bate en el momento más oportuno, al ligar de 6-3, incluyendo dos jonrones decisivos.

El jardinero central comenzó su festival ofensivo en el tercer episodio, al disparar, con las bases congestionadas en la parte baja del segundo capítulo, un “batazo” de cuatro esquinas ante envíos del lanzador puertorriqueño de los Yanquis, Javier Vázquez, que puso el marcador 6-1 a favor de los Medias Rojas.

Dos entradas más tarde y otra vez ante Vázquez, Damon volvería a sacar la pelota del parque con un hombre en circulación, para aumentar a siete carreras la ventaja de su equipo para ese momento.

El bateador designado dominicano David Ortíz, acompañó al jardinero en la ofensiva, al irse de 4-1, con anotada y dos impulsadas, producto de un cuadrangular en la parte baja del primer capítulo.

Ortiz, que fue el héroe en el cuarto y quinto partido, con sendos jonrones, llegó al tercero en la serie y fue sin lugar a dudas el Jugador Más Valioso (MVP).

El paracorto colombiano Orlando Cabrera, volvió a jugar una gran defensa, y se fue de 2-1 con un par de carreras anotadas y una impulsada.

La derrota fue para el abridor Kevin Brown (0-1), que fue castigado, al tolerar cuatro inatrapables y cinco carreras, con dos pasaportes y un abanicado.

El jardinero central boricua Bernie Williams fue el pelotero más destacado de la ofensiva de los Bombarderos del Bronx, al irse de 4-1, con anotada y remolcada.