Brisas del Este, sector olvidado por todas las autoridades

autoridades para salvar del abismo el sector que los ha acogido por más de dos décadas

El polvo que levantan los vehículos al pasar por las calles sin asfalto se une con la desesperanza de los más de 40 mil munícipes del sector Brisa del Este, en la zona oriental de la provincia Santo Domingo, quienes aún esperan que el presidente de la República, Danilo Medina, el Ministerio de Obras Públicas y el Ayuntamiento de Santo Domingo Este cumplan sus promesas.

La delincuencia, la carencia de servicios públicos y la inoperancia de los miembros de la Policía asignados a la barriada, tienen desesperados a hombres y mujeres de trabajo que hasta el momento manifestan su pesar de manera pacífica, sin quemar gomas o lanzar piedras; no obstante, advierten que de no recibir respuesta a tiempo también conocen la forma violenta para reclamar “lo que por derecho les corresponde”.

Reunidos el sábado en la casa del abogado Gregorio Caimares, más de 40 munícipes y dirigentes comunitarios tomaron turnos para expresar sus preocupaciones y su deseo de cooperar con las autoridades para salvar del abismo el sector que los ha acogido por más de dos décadas. Denunciaron que hace dos años ganaron a través del presupuesto participativo del Ayuntamiento de Santo Domingo Este el arreglo de las calles, contenes y aceras, pero el alcalde Juan de los Santos ni siquiera los recibe para explicarles por qué no inician los trabajos.

Complicidad. Los atracos se dan a plena luz del día y en la oscuridad, pero los policías del sector nunca apresan a los malhechores. Los residentes en Brisa del Este se quejan de que a quienes caminan derecho los apresan y los que delinquen (atracadores, microtraficantes de drogas) tienen la protección de los policías.