Buscan lugar seguro para depositar rockash

POR ELÍAS RUIZ MATUK
Las autoridades buscan un lugar “ambientalmente seguro” para depositar el Rockash que se encuentra en las zonas costeras de Manzanillo y Arroyo Barril,  afirmó ayer el secretario de Medio Ambiente, doctor Max Puig. Aunque dijo que el material nocivo  “e’ pa’ fuera que va”, Puig condicionó la salida del Rockash, a “estudios técnicos”.

“Por eso decimos a un lugar ambientalmente seguro. El problema no es trasladarlo de ahí a otra parte, el problema es hacer que donde sea depositado, no tenga elementos nocivos para la salud humana”, expresó Puig, al ser entrevistado en el Palacio Nacional.

Insistió en que cuando habla de un lugar seguro, quiere decir asegurar que el Rockash sea retirado “del lugar en que se encuentra” y llevado a otro lugar donde no haga daños.

Dijo que el Rockash viene de Puerto Rico, donde se puede depositar, “pero si se deposita en silos subterráneos, entonces puede ser llevado a Puerto Rico, puede ser llevado a cualquier otra parte, si se cumplen esas condiciones”.

Al preguntársele cuándo sería ejecutada la orden, Puig respondió que “las empresas pueden recurrir a nuestra decisión de sanción ante el Tribunal de lo Contencioso Administrativo”.

Consideró importante que se ha respetado la ley y los derechos de las personas que han sido implicadas y sancionadas.

“Ellos tienen los tribunales y los pueden recurrir. Ahora, estamos seguros de que se ha cometido delito ambiental y estamos absolutamente decididos a hacer cumplir la resolución y hacer retirar de Arroyo Barril y de Manzanillo, el material denominado Rockash”, expresó.

Dijo, sin embargo, que la orden hay que ejecutarla inmediatamente, “pero nosotros decimos que hay que depositarse en un lugar seguro, pero el lugar seguro está por determinarse”.

“Es que la seguridad no tiene que ver con los países, todos los países del mundo pueden ser seguros o inseguros, depende de las condiciones”, insistió.

Afirmó que uno de los elementos que agravan la situación del Rockash es que fue depositado en zonas costero marinas, áreas que consideró frágiles y donde dijo está prohibido depositar cualquier tipo de desechos sólidos.

Puig dijo que con relación con la resolución número 11/2004 de la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales, significa que se han tomado medidas de carácter administrativo.

Afirmó que entre las medidas administrativas, se le ordenó a las empresas que depositaron el Rockash retirarlo a un lugar “ambientalmente seguro”.

Dijo que significa también que tienen  que pagar multas administrativas que alcanzan los RD$18 millones, mientras que el ex subsecretario de Medio Ambiente, René Ledesma, también fue multado y sometido a los tribunales de la República, porque autorizó el traslado del Rockash de forma ilegal.

Afirmó que fue sometido el expediente correspondiente a la Procuraduría de Medio Ambiente, quien tiene tres meses, para realizar una investigación propia, según lo establece el Código Procesal Penal.

Dijo que al procurador de Medio Ambiente le corresponde apoderar a los tribunales de la República.

“Nosotros hemos planteado que hay delito ambiental, hubo violación a la Ley 64-00, violación a la ley que prohibe el depósito de desechos en la República Dominicana y sobre esa base es que hemos impuesto la multa y apoderamos al Procurador de Medio Ambiente”, expresó.

Dijo que si alguien intenta ingresar otros residuos, se le aplicará la ley e impedirá la entrada del mismo.

Afirmó que para ello actuarán todos los organismos de seguridad del Estado, así como todas las fuerzas del orden.

Indicó que en ese sentido ha conversado con el secretario de las Fuerzas Armadas, la Secretaría de Interior y Policía, la Liga Municipal, así como otros funcionarios con los que puede haber una relación con el medio ambiente,  como el secretario de Agricultura, el director del Instituto Agrario y el administrador del Banco Agrícola.

“Nosotros estamos trabajando con la mayor coordinación posible con las demás  instancias del Estado”, resaltó.