Calder diserta sobre la ocupación RD 1916-24

http://hoy.com.do/image/article/328/460x390/0/DE89BC29-4EFA-480A-9A44-B8D40FE2C484.jpeg

POR LUIS M. CARDENAS
El profesor e historiador norteamericano Bruce Calder, consideró anoche que si Estados Unidos hubiera puesto más atención a sus experiencias en la República Dominicana durante la intervención militar de 1916 al 1924, podrían haber evitado los errores con la pérdida de vidas, principios y credibilidad en su intervención en Irak.

Manifestó que la intervención norteamericana se caracterizó por el maltrato a los campesinos y las violaciones a los derechos humanos de parte de los marines.

Durante una conferencia con el título “La ocupación Norteamericana de 1916-1924: Relevancia Nacional y Global” en Funglode, con la asistencia del presidente Leonel Fernández, dijo que la ocupación en la República Dominicana tiene una gran relevancia para acontecimientos mundiales contemporáneos.

La conferencia fue organizada con motivo del 90 aniversario de la intervención norteamericana de 1916 en la República Dominicana y fue presentado por Carlos Dore Cabral.

El conferencista dijo que las ocupaciones militares de Estados Unidos no han producido el tipo de resultado estable, próspero y democrático como ocurrió en Alemania y Japón después de la II Guerra Mundial. También consideró que si los norteamericanos hubieran puesto más atención a su historia antes de invadir Irak, podrían haber evitado lo que la mayoría del resto del mundo ve como un error, una política ilegal y un abuso arrogante de poder, un ataque al Islam.

Expresó que si los oficiales norteamericanos hubieran puesto más atención a sus experiencias en la República Dominicana entre 1916 y 1924, Estados Unidos podría haber evitado algunos de esos errores, la pérdida de vidas, principios y credibilidad. Dijo que las políticas agresivas de Estados Unidos están relacionadas con acontecimientos históricos similares que ocurrieron en la República Dominicana durante su intervención en 1916.

El historiador norteamericano expresó que la invasión de pequeños y económicamente dependientes Estados destruía rápidamente la habilidad del gobierno  existente para resistir o para estar en el mando, lo que dejaba a Estados Unidos libre para imponer un gobierno de ocupación muchas veces bajo militares norteamericanos.

Manifestó que en la República Dominicana se desarrollaron dos clases de oposición, una resistencia rural armada y una resistencia política nacionalista desarmada anidada en intelectuales y profesionales.

En la actividad hicieron comentarios los historiadores dominicanos Wilfredo Lozano, Roberto Cassá y Bernardo Vega, quienes destacaron los aportes que ha hecho Calder a la historiografía dominicana.