Canó y Bautista entre candidatos para ganar hoy premio de JMV

http://hoy.com.do/image/article/672/460x390/0/310C0164-0681-481F-9354-671BEE91817C.jpeg

MLB.COM
En el 2011 sobraron desempeños ofensivos llamativos en la Liga Americana, lo cual hace difícil precisar cuál bateador le brindó más valor a su equipo.

¿Quién podría resultar el más beneficiado de ese dilema? Justin Verlander.

No existe regla alguna que impida que un lanzador sea nombrado el Jugador Más Valioso de su liga, pero es poco común.

El ganador del 2011 en la L.A. será anunciado el 21 de noviembre. Se puede argumentar que Verlander es el favorito de los candidatos, entre los cuales están Jacoby Ellsbury, el venezolano Miguel Cabrera, Curtis Granderson, los dominicanos Robinson Canó y José Bautista, el mexicano Adrián González, Dustin Pedroia, Michael Young y Paul Konerko.

Tras una campaña dominante, Verlander podría convertirse en el primer pitcher que gana el JMV desde que Dennis Eckersley lo logró en 1992 con los Atléticos.

El último abridor nombrado el JMV de su liga fue Roger Clemens en 1986 con los Medias Rojas. El récord de Verlander — 24-5 — es casi idéntico al de 24-4 que tuvo Clemens hace 25 años.

Los Tigres de Verlander ganaron 95 partidos, capturaron el título divisional por primera vez en 24 años y llegaron hasta la Serie de Campeonato en la cual fueron eliminados por los Rangers en seis juegos. El derecho no sólo encabezó la liga en victorias, sino también en efectividad (2.40), innings de labor (251) y ponches (250).

Los miembros de la Asociación de Cronistas de Béisbol de Estados Unidos emitieron sus votos para el JMV tras la conclusión de la temporada regular. En cualquier caso, se cree que la votación estuvo bastante reñida.

Cuando comenzó la temporada el 2011, Ellsbury pretendía demostrarle a los Medias Rojas y a su fanaticada que era capaz de permanecer en el terreno tras jugar en apenas 18 partidos en el 2010 debido a fracturas en las costillas.

Al final, el primer bate de Boston tuvo promedio de .321 con 212 hits, 32 cuadrangulares, 105 impulsadas y un total de bases alcanzadas de 364, la mayor cantidad en la liga. También se robó 39 bases. El guardabosque fue nombrado el Regreso del Año en la L.A. por MLB.com y luego recibió la misma distinción de parte de la Asociación de Peloteros. También ganó un Guante de Oro y un Bate de Plata.

 Pero Ellsbury no es el único jardinero central con argumentos para el JMV. Granderson desplegó su poder en el 2011, conectado 41 jonrones, impulsando 119 carreras y anotando 136 veces. También hizo daño con su velocidad, ya que robó 25 bases.

¿Por qué no ha recibido más atención Canó, compañero de equipo Granderson en los Yankees? Quizás porque su swing hace parecer fácil el bateo.

Canó bateó .302 con 104 carreras anotadas, 188 imparables, 46 dobles, siete triples, 28 vuelacercas, OPS (porcentaje de embasarse más slugging) de .882 y 118 remolcadas en el 2011 por los Yankees, campeones del Este de la L.A.

En el Joven Circuito, González probablemente es el único otro bateador zurdo cuyo swing es igual de fluido que el de Canó. Y, tal y como se esperaba, González fue todo un monstruo en su primera campaña en Boston. El primera basebateó .338 con 108 carreras anotadas, 213 hits, 45 dobles, 27 jonrones, 117 impulsadas y un OPS de .957. 

José Bautista

Bautista, aunque no estuvo en un equipo contendiente, bien podría ser el bateador más temido en la Gran Carpa. Además de batear .302 con 43 vuelacercas y 103 carreras empujadas por los Azulejos, negoció 132 boletos. También anotó 105 carreras y encabezó las Grandes Ligas con un OPS de 1.056. Miguel Cabrera tuvo una temporada impresionante por derecho propio. Bateó .344 con 111 anotadas, 197 imparables, 48 dobles, 30 jonrones y 105 carreras.