Cardenal exhorta a los legisladores

http://hoy.com.do/image/article/332/460x390/0/1267DF31-6041-4003-9894-82777ED3E888.jpeg

POR LOYDA PEÑA
El cardenal Nicolás de Jesús López Rodríguez pidió ayer a los legisladores desoír las voces de las fuerzas e intereses contrapuestos, y pensar sólo en el país y en lo que beneficia al pueblo dominicano, al momento de votar una ley. Asimismo, los exhortó a no legislar en favor de corrientes que patrocinan el irrespeto a la vida humana y a la dignidad de las personas.

“Yo sé que esto no es fácil de lograr porque hay muchas fuerzas e intereses contrapuestos; intereses económicos que tienen también su peso en la misma sociedad, pero en este sentido, creo honestamente que en lo que más debe pensar (el legislador) es en el interés del pueblo”, subrayó López Rodríguez.

Agregó que aunque es obligación de todos los dominicanos trabajar por el bienestar y el progreso del país, el Congreso Nacional es quien tiene la responsabilidad sobre sus hombros, porque es el organismo cualificado para legislar.

El prelado habló en esos términos tras recibir un pergamino de reconocimiento que le entregó ayer la Cámara de Diputados en ocasión de la celebración de su natalicio, y por sus valiosos aportes a la sociedad dominicana en el ámbito espiritual, ético moral y cultural.

Tras agradecer los honores y afirmar que lo único que siempre ha pretendido en la vida es servirle desinteresadamente a la tierra que le vio nacer, López Rodríguez citó al teólogo Santo Tomás de Aquino para referirse al carácter “justo” que deben tener las leyes para no perder la fuerza de la obligación de los demás.

“Yo quisiera simplemente pedirles, suplicarles, que cada vez que ustedes vayan a votar una ley (provenga de sus provincias o del Poder Ejecutivo), pongan su mano en el corazón y piensen realmente qué es lo que más le conviene al país en determinado momento”, subrayó el Cardenal.

Agregó que todo legislador que se profese cristiano o no, “pero que sea honesto en su forma de actuar y de pensar”, debe además evitar la aprobación de iniciativas que tiendan a lesionar la vida humana, (en franca alusión a la despenalización del aborto que se contempla en el nuevo Código Penal que cursa en la Cámara Baja).

“En ese sentido yo les pediría de favor, ya que han tenido esta gentileza conmigo hoy, poner las cosas en su sitio, y quizás asuntos que tengan particular repercusión o gravedad, pues soslayarlos, y hacer ver a los que las patrocinan, que no están ustedes de acuerdo cuando se presente este tipo de proyecto que en nada beneficia al pueblo dominicano”.

Monseñor López Rodríguez además criticó el endeudamiento externo y la huelga que para los días 16 y 17 han convocado algunas organizaciones sindicales en contra de todo, y se abstuvo de opinar sobre la reelección afirmando que éste último es un tema para los políticos.

Cree usted que favorecería al país una reelección presidencial, se le preguntó al prelado, y su respuesta fue: “Pregúntele a Joaquín Balaguer que está enterrado”.

En el acto de reconocimiento, encabezado por el presidente de la Cámara de Diputados, Julio César Valentín, quien elogió la trayectoria de la vida del Cardenal, estuvieron presentes el Nuncio Apostólico, monseñor Timoty Brogglio, y los Obispos Benito de la Rosa y Carpio, y Jesús Moya; el vocero de la bancada del Partido Revolucionario Dominicano (PRD), Cristhian Paredes; el diputado Gustavo Antonio Sánchez, autor de la iniciativa, entre otros legisladores.