Carlos Aquino González y la hambruna

Carlos Aquino González y la hambruna

BIENVENIDO MONTILLA

Ahora que António Guterres (ONU) admite no ver en el futuro inmediato un acuerdo de paz entre Rusia y Ucrania, clamando por el regreso de los alimentos y fertilizantes de ambas naciones para evitar una hambruna, es que vemos la vital importancia de la actividad agropecuaria y sus protagonistas. Precisamente, República Dominicana acaba de perder al destacado ingeniero agrónomo Carlos Aquino González, que entre sus múltiples méritos estuvo ser puntal para la creación y ejecución en 1973, del exitoso Programa Integrado de Desarrollo Agropecuario (PIDAGRO). Cuenta el colega Juan Díaz Gómez, que el BID exigía la presencia de una egregia figura como Aquino González para otorgar el préstamo, por lo cual el presidente Balaguer llamó tres veces a Don Carlos, negándose en dos y designándole como Secretario de Agricultura.

El ingeniero Aquino prestigió al país como director general del IICA. Falta espacio; sobran reconocimientos.

Lea a continuación: Que el arroz no suba de precio

Por: Bienvenido Montilla
República Dominicana es autosuficiente en el cultivo de arroz, aunque con una baja productividad de 4.51 quintales por tarea, mantuvo una producción promedio anual de 12.3 millones de quintales durante la década 2011 a 2021. Para evitar la insuficiencia se debe incrementar la productividad.

La Federación Nacional de Arroceros manifiesta que el sector está afectado por los incrementos de precios de fertilizantes, mano de obra, combustibles y maquinarias, disparando el costo de producción.

Frente a esta situación es preferible que el Estado subsidie la producción del cereal, utilizando parte de los ahorros que obtendría al eliminar las exenciones fiscales de ocho empresas generadoras de electricidad, privilegiadas con importar combustibles libre de impuestos, equivalentes a $6,014.8 millones en este año.

El Gobierno subsidió los fertilizantes con 2 mil millones de pesos y el buen resultado indicó el sendero correcto, impidiendo que el arroz subiera de precio.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas