CE busca limitar comisiones de los bancos en tarjetas de crédito

http://hoy.com.do/image/article/835/460x390/0/E195DA37-5544-408C-9193-8DAAEB2F06EF.jpeg

Bruselas/Madrid. De los Servicios de Hoy. La Comisión Europea presentó ayer  una propuesta de directiva que pretende limitar las comisiones interbancarias que en estos momentos se están aplicando en las compras con tarjetas de débito y crédito.

La propuesta podría obligar, salvo sorpresas, a rebajar las tasas interbancarias aplicadas en los pagos con tarjetas al 0,2 por ciento si el abono es a débito y al 0,3 por ciento de ser a crédito.

Son tarifas que hacen posible que los bancos se repartan el coste del sistema posibilitador de los pagos electrónicos, pero acaban trasladadas, vía comisiones, al comercio que acepta el dinero de plástico y al cliente que lo usa en lugar de comprar en efectivo, se explicó.

 Europa lleva años librando una guerra contra ellas. Ya forzó su aceptación en las operaciones transfronterizas que gestionan MasterCard y Visa.

 Su tesis es que el sistema es caro -lo cifra en 130.000 millones de euros o el 1% del PIB comunitario-, y un abaratamiento drástico evitará nuevos repudios en las tarjetas desde las tiendas, favoreciendo su completa popularización.

Para ilustrar la magnitud del recorte, en España la tarifa es de 24 a 25 céntimos de euro en cada transacción a débito, con independencia del importe; y del 0,70% de media en pagos a crédito -oscila entre un tope del 1,26 y mínimo del 0,46% según el tipo y riesgo asumido en cada tipo de establecimiento-.

Eurocommerce, la patronal europea de la distribución, ha culpado a la tasa impedir la entrada de competidores en medios de pago y de pasar una factura anual de 25.000 millones a los comerciantes.

 España es uno de los pocos países donde el Gobierno ha obligado a doblegar las controvertidas tarifas desde un 2,75 al 0,70% entre 1999 y hoy. Se estimó que solo la rebaja desde el 1,75% vigente en 2005 ahorraría casi 3.500 millones a las tiendas.

La organización de consumidores Adicae pidió a Bruselas renunciar al ajuste salvo que blinde al ciudadano de su impacto para evitar una repetición del “perjuicio grave” causado en España, donde no solo las tiendas incumplieron su compromiso de abaratar los productos sino que el ciudadano ha acabado soportando sus rebajas en comisiones.

Entre 2005 y 2012, la cuota anual en una tarjeta a débito subió de 11,12 a 20,02 euros y de 22,94 a 37,48 euros en crédito.

ZOOM
Aumento cuotas

Según Adicae, el aumento en cuotas y comisiones fue de 2.300 millones entre 2006 y 2010 para el ciudadano, casi un 80 por ciento de los 2.700 millones pagados de menos por los comercios.

Fuentes financieras reconocen que la tentación de subir la cuota es evidente porque el sistema genera unos costes fijos, aún cuando los apuros de la crisis exacerban la amenaza de que el consumidor anule la tarjeta  En España apenas se paga un 17% de las compras con tarjetas.

En países como Reino Unido, Holanda o Francia con cuotas de penetración del 40 por ciento.