Cedeño niega asignara multiusos a Bladimir

POR TANIA HIDALGO
El ex secretario de Deportes, César Cedeño, negó ayer que favoreciera a Bladimir García Jiménez con un contrato para la construcción de edificios multiusos en el 2003 para los Juegos Panamericanos a quien dijo no conocía ni nunca había visto.

Cedeño testificó ayer en el juicio que por difamación e injuria al senador Hernani Salazar Simó se le sigue al doctor Marino Vinicio (Vincho) Castillo Rodríguez en la Quinta Cámara Penal del Distrito Nacional. La audiencia continuará hoy a las dos de la tarde.

Aseguró que desconocía que la compañía Construgar, la cual forma parte del consorcio Elite, fuera propiedad de García Jiménez.

Dijo que un consorcio venezolano fue el responsable de la contratación de la compañía dominicana que le serviría de contraparte.

“La secretaría de Deportes no tenía que conocer la empresa contratada, ya que su única responsabilidad era recibir la obra concluida. No manejamos ni un sólo centavo de ese proyecto”, señaló.

De igual manera, añadió que el artículo 25 del contrato establece que la secretaría de Deportes “se desliga de los subcontratos y que había que formar una unidad ejecutora para dar seguimiento al proyecto”. 

Asimismo, rechazó que interviniera en el conflicto judicial librado entre la compañía Conacero y Elite, en el cual las partes luego llegaron a un acuerdo, debido a la aproximación de los juegos panamericanos, lo que conllevó que se le otorgara a Construgar el 50% de la construcción de los multiusos.

Juárez Castillo Semán, abogado defensor del doctor Castillo Rodríguez, preguntó a Cedeño si tenía conocimiento de que Salazar Simó sabía de la litis, a lo que respondió afirmativamente.

Manifestó que el ex presidente Hipólito Mejía nunca le mencionó el nombre de García Jiménez, y que el tampoco escuchó hablar de él, hasta que el caso salió a la luz publica.

“No se nada de la cena, ni lo vi, ni fui, ni participé en eso. No lo conocía. Lo vine a ver ahora”, respondió al abogado Castillo Semán, cuando se le preguntó sobre una cena en la que participó el ex presidente Mejía junto a García Jiménez luego de las elecciones del 2000.

El ex funcionario valoró como positiva la construcción de los multiusos por ser un “hermoso proyecto social”.

“Ese proyecto fue concebido como una forma de dotar a los municipios de lugares donde los jóvenes pudieran realizar deportes y recrearse y de esa manera contribuir a la lucha contra los vicios”, precisó.

Afirmó que si volviera a ser secretario de Deportes, volvería a emprender un proyecto similar.

Dijo que “ojalá el presidente Leonel Fernández dé continuidad a la construcción de los multiusos” y explicó que hasta el 16 de agosto del 2004 ya se habían concluido 70 de los 115 planeados.

Añadió que no participó en el proceso de licitación para la selección de la compañía que haría los multiusos, aunque la secretaría de Deportes se hizo representar como institución, así como el Comité Organizador de los Juegos Panamericanos, el Comité Olímpico Dominicano y el secretariado Técnico de la Presidencia.

“No tengo ningún problema en que se profundice en la construcción de los multiusos porque al final la verdad resplandecerá”, dijo Cedeño.

El juicio se inició a las 2:00 de la tarde con la presentación de nuevas pruebas por parte de la defensa del doctor Castillo Rodríguez, entre las que se incluyeron recortes de periódicos con declaraciones de la ex secretaria de Educación, Milagros Ortiz Bosch, una reseña del coronel Pedro Julio (Pepe) Goico Guerrero, y sobre un encuentro del ex presidente Hipólito Mejía con Quirino Ernesto Paulino Castillo, ex capitán del Ejército juzgado en Estados Unidos por narcotráfico.

Jorge Luis Polanco, abogado del demandante senador Salazar Simó, pidió a la jueza esas pruebas por extemporáneas.

Ese planteamiento fue refutado por los abogados de Castillo Rodríguez porque entienden que violaría sus medios constitucionales de defensa.

Finalmente, la jueza rechazó las nuevas pruebas por considerar que eran prescindibles para el proceso.

Ante esa decisión, la defensa de Castillo Rodríguez interpuso un recurso de oposición, el cual también fue negado.

El senador por Duarte demandó por RD$100 millones a Castillo Rodríguez al considerarse difamado luego de que éste se refiriera en su programa de televisión La Respuesta sobre los supuestos vínculos de amistad con García Jiménez, procesado en Estados Unidos por narcotráfico, junto al ex capitán Paulino Castillo y Luís Eduardo Rodríguez Cordero.

Además de Cedeño han testificado hasta ahora el ex presidente Mejía, y el ex secretario de las Fuerzas Armadas, José Miguel Soto Jiménez, y el jefe de la Fuerza Aérea Dominicana (FAD), Virgilio Sierra Pérez.