Centro León rinde homenaje a Johnny Pacheco

http://hoy.com.do/image/article/302/460x390/0/0B6C7576-B478-4E43-BC8F-9792C5F35D85.jpeg

POR JORGE RAMOS
Johnny Pacheco, flautista, compositor, productor, director de orquesta y arreglista de 74 años de edad, es uno de los más importantes creadores del género conocido como salsa. La pasión por la música la heredó de su padre Rafael Azarias Pacheco, quien fue director y clarinetista de la Orquesta Santa Cecilia pero también quien le regaló  su primer instrumento musical a una temprana edad. Cuando tenía once años, la familia Pacheco emigra a Nueva York,  donde continúa puliendo sus habilidades musicales.

Desde joven aprendió a tocar el acordeón, violín, saxofón y clarinete. Asistió a la prestigiosa escuela de música Julliard donde estudió percusión, lo que lo llevó a convertirse en el mejor percusionista del momento.

En 1960 organiza su primera orquesta, la legendaria Pacheco y su Charanga, cuyo primer disco, “Johnny Pacheco & su Charanga” Vol. 1, vendió más de 100,000 copias.

Durante su triunfante carrera introdujo un nuevo estilo de baile que llamó la “pachanga”, una forma danzaria que lo llevó a ser una estrella internacional muy reconocida y a recorrer grandes ciudades de los Estados Unidos, Europa, Asia, y América Latina.

Fue la primera orquesta latina en presentarse como atracción principal en el famoso Teatro Apolo de Harlem en 1962. A fines de 1963, su carrera tomó un giro histórico, cuando creó la disquera Fania en sociedad con Jerry Masucci.

En 1964, la compañía lanzó al mercado otro de sus éxitos musicales, que él tituló “Cañonazo”. Como director creativo y productor musical, Pacheco se convirtió en la fuerza generadora que forjó las carreras de muchas estrellas jóvenes que son parte de los archivos de Fania.

El año 1968 marca el comienzo de las legendarias Estrellas de Fania, cuando Johnny  organiza una orquesta que reúne a los mejores músicos de la época y es así que surge en la escena de la salsa una era increíble para la música latina.

EXITOSA TRAYECTORIA

En estos 50 años de exitosa carrera, Johnny Pacheco ha sido uno de los artistas de mayor demanda en la industria de la música en general. Se ha destacado como solista y artista invitado en un sinnúmero de Festivales Mundiales de Jazz.

Ha tocado con los máximos intérpretes de la música latina de todos los años como Pérez Prado, Xavier Cugat, Tito Rodríguez, Tito Puente y Celia Cruz. Durante su extensa trayectoria musical ha realizado y colaborado con diferentes leyendas del Jazz y la música americana popular como Quincy Jones, Stan Kenton, Tony Bennet, George Benson, Sammy Davis – Hijo-, Ethel Smith, Stevie Wonder y otros.

El dominicano ha trabajado con los más reconocidos intérpretes de música Salsa, estrellas como Celia Cruz, Willie Colón, Héctor Lavoe, Rubén Blades, Cheo Feliciano y Pete

“Conde” Rodríguez. Tiene en su haber más de 150 temas, la mayoría clásicos como  “La dicha mía”, “Quítate tu pa’ ponerme yo”, “Acuyuyé”, “El rey de la puntualidad” y “El número cien”,  de Tito Puente. 

Johnny Pacheco ha producido música para algunas películas. Fue el director musical de la cinta “Nuestra cosa latina”, la primera película sobre salsa y su influencia en los latinos de Nueva York.

En 1974 trabajó en una segunda película titulada “Salsa”. Durante la década de los 80, escribió los temas musicales para el filme “Mondo Nueva York” y “Algo Salvaje”. Igualmente participó en la película “Los Reyes del Mambo”.

RECONOCIMIENTOS

Durante décadas, Johnny Pacheco ha estado en el centro del universo de la música latina. Sus nueve nominaciones al Grammy, los diez discos de oro recibidos y otros numerosos premios, rinden tributo a su talento creativo como músico, compositor, director de orquesta y productor.

En noviembre de 1998, su nombre fue instalado en el Teatro Latino de Fama Internacional. Entre los reconocimientos recibidos por sus logros podemos mencionar los siguientes: el premio Bobby Rodríguez Capó Achievement Award (1997), presentado por el gobernador de Nueva York, George Pataki; Medalla Presidencial de Honor otorgada por el presidente de la República Dominicana, Joaquín Balaguer (1996), y Casandra al Mérito, Asociación de Cronistas de Arte de República Dominicana (1996).

Además es el primer productor de música latina en recibir el Premio NARAS (Academia Nacional de Ciencias y Artes Magnetofónicas).

Seriamente comprometido a colaborar y contribuir con la comunidad latina mundial creó hace algunos años el Fondo de Becas Johnny Pacheco,  con la intención de darle una oportunidad a jóvenes  músicos talentosos para que puedan desarrollarse y beneficiarse de una buena preparación en la universidad.