Cervecería cancela Festival Presidente de Música Latina

http://hoy.com.do/image/article/302/460x390/0/15B94522-A379-48A7-83CA-E9DCEE8DECF0.jpeg

La Cervecería Nacional Dominicana (CND) anunció ayer la cancelación de la edición 2007 del Festival Presidente de Música Latina, que cada dos años convierte a Santo Domingo en la capital musical de Latinoamérica, reuniendo en el país a los mejores artistas hispanoamericanos.

La decisión obedece a la reducción del mercado de cerveza del país, que ya en el primer trimestre es de más de un 20% con relación al mismo período del año pasado y un 30% con relación a lo que se había proyectado para el 2007, lo  que ha obligado a la empresa a reevaluar todas sus actividades y compromisos.

“Lamentamos vernos obligados a tomar esta decisión, sabemos que los dominicanos han hecho suyo el Festival Presidente de Música Latina. La Cervecería siempre ha entregado lo mejor a la hora de llevar a cabo iniciativas que aporten alegría y diversión a nuestro pueblo. Sin embargo, el impacto de las medidas impositivas ha sido tan crítico y sus efectos tan negativos para la industria de la cerveza que no tenemos otra opción” expresó Teodoro Hidalgo, director de Asuntos Corporativos de la empresa. 

El Festival Presidente de Música Latina se celebra desde hace 11 años y desde su nacimiento se convirtió en el mayor espectáculo de los dominicanos para el mundo. A través de seis entregas han participado 80 artistas nacionales y extranjeros representantes de lo mejor de la música latina del momento.

Esta fiesta de la música ha reunido en sus seis versiones anteriores alrededor de 850 mil espectadores durante 18 noches memorables, consolidándose como la mayor inversión realizada por una marca en nuestro país en una actividad de su género.

Hidalgo explicó que “ante una reducción en las ventas tan significativa no nos queda otra alternativa que la de recortar nuestros gastos”, al tiempo que destacó que “el consumidor de cerveza, que en su gran mayoría pertenece a las clases socioeconómicas de menores ingresos, tiene una presión tributaria de un 53 por ciento, mientras que el resto de la economía nacional tiene una presión tributaria de un 17 por ciento, lo que ha provocado precios muy por encima de lo que puede pagar”.