China pone ojo en AL, que debe diversificar su producción

Dibujo

Santiago, Chile.-China tiene la mirada puesta en América Latina y el Caribe para expandir el comercio, la inversión y la cooperación mutua.
El Presidente de la República Popular China, Xi Jinping, afirmó que su país y América Latina, a pesar de las largas distancias, pueden enfrentar conjuntamente los desafíos actuales, fomentar el desarrollo y trabajar juntos en las aspiraciones compartidas que los unen.

Xi Jinping destacó que se necesita una asociación estratégica integral de su país con América Latina y el Caribe para fomentar el desarrollo de sus pueblos en las actuales circunstancias mundiales.

El mandatario ofreció estos detalles en el marco de la Cumbre de Líderes de Medios de Comunicación de China y América Latina, realizada el 22 y 23 de noviembre en Chile, con la presencia de la presidenta chilena, Michelle Bachelet, y la secretaria ejecutiva de la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), Alicia Bárcena.

Al respecto, Bárcena destacó que confía en que la cooperación con China ayudará a cerrar las brechas de la región en innovación, tecnología e infraestructura. Agregó que se debe ampliar la mirada a la relación entre China y la región, pero para eso se debe fortalecer el intercambio de bienes que desde 2000 se ha multiplicado por 22 veces, lo que conlleva dar saltos de calidad agregando valor, conocimiento e innovación a las exportaciones de recursos naturales.

Expuso que comparte con Xi Jinping cuando expresó que china debe abordar cuatro desafíos: reordenar la casa, innovación como pilar de desarrollo, economía abierta, sostenible e inclusiva y distribución de la riqueza, que son también temas pendientes en América Latina.
En el marco de la Cumbre de Líderes de Medios de Comunicación, la CEPAL dio a conocer el estudio “Relaciones económicas entre América Latina y el Caribe y China, oportunidades y desafíos”, donde revela que la diversificación exportadora aparece como la principal asignatura pendiente ya que solo cinco productos, todos primarios, representaron el 69% del valor de los envíos regionales a China en 2015.

Mientras que la dinámica de la inversión extranjera directa china en la región refuerza este patrón, ya que casi el 90% de dicha inversión entre 2010 y 2015 se dirigió a las actividades extractivas, en particular la minería y la producción de hidrocarburos.
La CEPAL expone que revertir la preocupante reprimarización exportadora demanda avances en materia de productividad, innovación, infraestructura, logística y formación y capacitación de recursos humanos. Estos avances son fundamentales para crecer con igualdad, en un contexto de acelerado cambio tecnológico.
Bárcena destacó que la cooperación entre la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños (CELAC) y China podría privilegiar esta renovación de la política industrial, favoreciendo el procesamiento de los recursos naturales y sus encadenamientos productivos con las manufacturas y los servicios.
“Todo ello contribuiría a diversificar las exportaciones de la región, elevando su contenido de conocimiento y su valor agregado”, explicó.