Cientos se manifiestan en Santiago contra el toque de queda

Cientos se manifiestan en Santiago contra el toque de queda

El disgusto contra el toque de queda fue manifestado ayer cuando cientos de personas  se concentraron en el área del Monumento a los Héroes de la Restauración, de esta ciudad, donde pidieron al presidente Luis Abinader que deje sin efecto esa medida, la que consideran lacera los establecimientos y por consiguiente a la clase trabajadora.

Amenazaron con seguir en las calles hasta que las autoridades escuchen sus reclamos.

El grupo que demanda la eliminación del toque de queda en esta provincia está integrado por los dueños de bares, restaurantes, discotecas y algunos músicos que han visto paralizadas sus actividades por las restricciones impuestas como consecuencia de la pandemia del covid-19.

«Nosotros lo que queremos es llegar a un acuerdo con el gobierno para que nos permitan trabajar, ya que el sector del entretenimiento ha sido uno de los más golpeados con el toque de queda», dijo Geovaldo Ordóñez, uno de cientos de manifestantes que se aglomeraron en el área monumental.

Dijeron que el toque de queda solo perjudica a la clase trabajadora, donde muchos han perdido sus empleos por el cierre y quiebra de decenas de establecimientos.

En la concentración se violó el distanciamiento mientras muchos no usaron la mascarilla para protegerse del virus que ha contagiado y matado a miles de personas en el país.

Con respecto al toque de queda, el alcalde de este municipio Abel Martínez ha solicitado al presidente Luis Abinader y al Gabinete de Salud que coordina la vicepresidenta Raquel Peña que excluya a la ciudad de Santiago de las restricciones, tras señalar que el prolongado estado de emergencia por más de un año ha venido afectando la producción nacional y la operatividad de la mayoría de los establecimientos.

Consideró que es urgente la reapertura de la economía en lo que tiene que ver con negocios cuya naturaleza es operar en horas nocturnas como bares y restaurantes, de los cuales muchos propietarios ya se han ido a la quiebra y otros corren el mismo riesgo.

“Este cierre se traduce en desempleo de miles de santiagueros y en la quiebra de pequeñas y medianas empresas ligadas de forma directa e indirecta a ese sector”, expresó Martínez.

Publicaciones Relacionadas