Cocco demandaría periodistas

El licenciado Miguel Cocco, director de Aduanas, dijo ayer que demandará a los periodistas Juan Bolívar Díaz, Fausto Rosario Adames y a la televisora Teleantillas, por donde se divulgó un comentario en el programa Jornada Extra del pasado domingo, que consideró difamatorio.

Cocco dijo que la difamación fue con la afirmación de la diferencia entre el costo de compra original en el año 2001 por RD$361 millones y el de venta por RD$1,000 millones de un edificio comprado al ingeniero Miguel Vargas Maldonado para Aduanas.

Se trata del edificio que alojaba las oficinas principales de la  empresa telefónica Verizon y que Aduanas anunció haber  adquirido la semana pasada a un costo de RD$1,000 millones.

Cocco dijo que entre sus demandas está que el programa Hoy Mismo, de Color Visión, donde hizo el anuncio del sometimiento ayer en la mañana, sea retransmitido 18 veces en horas premium por Teleantillas.

Además de ello dijo a César Medina, Yolanda Martínez y Cristhian Jiménez, conductores de Hoy Mismo, que solicitará una indemnización de RD$1,000 millones y que en caso de que en los tribunales se falle a su favor, donará esos recursos a la secretaría de Educación.

Anunció que de la demanda excluyó a la periodista Altagracia Salazar, también participante en Jornada Extra, debido a que es su amiga.

Dijo que esos mismos sentimientos de amistad los tenía con Díaz, por lo que no esperaba que él utilizara en su contra conceptos que estimó difamatorios.

En el caso de Teleantillas dijo que si esa empresa “no me da explicaciones satisfactorias como las que voy a exigir, la voy a demandar”.

Explicó que una explicación satisfactoria para él “es que exponga este vídeo y esta comparecencia 18 veces consecutivas en una hora premium”.

Cocco detalló la forma en que fue adquirido el edificio que alojará las oficinas de Aduanas.

Dijo que consultó con conocedores del mercado inmobiliario para que le dijeran en forma conservadora el precio del metro de construcción “en las calidades que tiene ese edificio”.

Indicó que le informaron que el metro de construcción era de unos US$40 y la edificación tiene 18,000 metros.

Precisó que la compra incluía el mobiliario, tres plantas eléctricas, un UPS (unidad de suministro de energía de emergencia que opera con baterías) de 500 kilos, un sistema contra incendios automático y otro sistema contra incendios sólo para el centro de cómputos.

Dijo que en esas condiciones el edificio valía unos RD$700 millones y lo que tenía dentro otros RD$250 millones.

Cocco afirmó que convocó al ingeniero Vargas Maldonado a su despacho y le propuso la compra del edificio y se llegó a un acuerdo de comprar el edificio en RD$1,000 millones, a un plazo de seis años y a una tasa de interés de 8% anual.

Dijo que Aduanas le adelantó a Vargas Maldonado RD$50 millones.

Explicó además que los recursos para la compra del inmueble son propios de las Aduanas, provenientes de los servicios que brinda a los importadores.

Dijo que la modernización de los servicios que ofrece Aduanas y el menor tiempo en el cual los importadores sacan sus mercancías ha dado como resultado un ahorro para éstos de unos RD$25,000 millones.

Precisó que hasta ahora nadie se ha quejado de esos cobros por servicios que hacen las Aduanas.

Dijo además que Aduanas obtiene recursos del cobro de las penalizaciones impuestas a los importadores que tratan de evadir el pago de sus obligaciones.

Precisó que esa compra fue consultada con todos los estamentos de Aduanas y con el presidente Leonel Fernández.

Alegó que no se puede dejar en tela de juicio su moral pública.