Coctelera

Conocí  al doctor Ángel S. Chan Aquino hace años, muchos años. En esa época laboraba como gineco-obstetra en una clínica ubicada en esta capital, frente al cuartel general de los bomberos. Cuando dejó ese establecimiento médico, se marchó a Canadá y al regresar años después, ya era todo un señor cardiólogo y cirujano cardiovascular.

Con el paso del tiempo estableció una muy buena clínica en la hoy 27 de Febrero, clínica en la que atendía a todo aquel que buscaba recuperar la salud y poco le importaba que tuviera o no tuviera dinero, pues el mercurialismo jamás normó su vida. Ángel se mantuvo activo, con más de ochenta años de edad, hasta que sus fuerzas lo permitieron. Recuerdo que el año pasado, mientras me encontraba interno en Corazones Unidos, Ángel, vestido con una pijama y con suero puesto, iba a verme en la habitación que ocupaba y así lo hizo cada día, hasta que me dieron de alta. El Chino era un ser muy especial, extraordinario diría el Coctelero.

Era afable, jovial, buen amigo. Mucha gente ignora que Ángel poseía una bella voz, tocaba guitarra y era excelente compositor. Junto a otro médico ya ochentón, Federico Asmar Sánchez, formaba tremendo dúo. Federico es también compositor de boleros y guitarrista. Mi querido amigo, el Chino Chan, cerró ayer sus ojos definitivamente. Hemos perdido un gran ciudadano, un mejor médico y un hombre que  hizo muchos aportes a la medicina dominicana. ¡Paz a sus restos!….

Magino amigo,  dígame una cosa, ¿cuándo aprenderemos a no falsear los hechos, en política, para tratar de fastidiar al adversario? Eso ocurre en todos los partidos, sin excepción. Y ocurre también en el gobierno. Llega el momento, viejo carajete, que cualquiera se molesta. Por ejemplo, ¿considera usted justo que un experto diga que el plátano es un artículo de lujo y que por primera vez en la historia dominicana ha habido que importarlo, y calle que las tormentas Noel y Olga arrasaron con las plantaciones de plátanos del país?…

El aspirante  demócrata a la nominación presidencial norteamericana Barack Obama, afirma que el candidato republicano John McCain quiere tropas invasoras en Irak durante cien añitos. Y mientras tanto, el presidente George Bush está contentísimo con eso de enviar entre 5,000 y 10,000 de sus soldados a combatir en Afganistán.…

Mark Penn,  conocido aquí por las encuestas, se separó del cargo de jefe de estrategia de Hillary Clinton. Una de las empresas de Penn fue contratada por Colombia para promover el TLC con Estados Unidos, tratado criticado por Hillary. Penn consideró que metió la pata al conversar con la embajadora colombiana en Washington y Colombia no perdió tiempo en anular cualquier compromiso con Penn.