Codopyme advierte daños por paralización de transporte

r

El presidente de la Confederación Dominicana de las Micro, Pequeña y Mediana Empresa (Codopyme), Yuri Chez, advirtió sobre el grave daño que haría a la economía la paralización del transporte de combustibles en el país, que proyecta realizar el Sindicato Autónomo de Choferes Transportadores del Petróleo y sus Afines (SACTPA), en demanda de reajuste salarial.

Chez advierte que una suspensión en el transporte de los derivados del petróleo a quienes más perjudica es a los pequeños y medianos empresarios y a los propios trabajadores agrupado en dicho sindicato.

“Nosotros, como representante de las micro, pequeña y mediana empresa, consideramos que todo trastorno que se hace con huelga en el país deja mucha pérdida y la mayoría la pagan los más pequeños”, añadió el empresario.

Insistió en que no es conveniente que el país se aboque a una huelga por un problema que podría solucionarse de manera satisfactoria mediante el diálogo entre las partes involucradas.

“Nosotros no apoyamos que de algo particular se vaya a lo general, de manera que rechazamos ese paro porque entendemos que no es el momento adecuado”, indicó el presidente de Codopyme.

Sostuvo que la República Dominicana requiere relanzarse en procura de una dinamización de su economía, “que se trastornaría con paros y huelga, principalmente en un área tan sensible como es el de los combustibles”.

Llamó a los directivos del SACTPA a que, independientemente de que su reclamo sea justo o no, se aboquen al diálogo con sus patronos para arribar a un acuerdo que no perjudique el aparato productivo del país.

“Se impone que se llegue a un acuerdo razonable, que los sindicalistas y los patronos entiendan que el país está por encima de ellos, porque las huelgas trastornan y dejan pérdidas, y nosotros no queremos eso”, argumentó.

Los transportistas de combustibles afiliados a SACTPA paralizaron hace un tiempo sus labores en demanda de reajuste de sueldo, paro que fue levantado con la intervención del Ministro de Industria y Comercio, José del Castillo Saviñón, quien se comprometió propiciar una salida satisfactoria.

Los transportistas plantean a las empresas distribuidoras de gas propano, gasolinas, gasoil y otros combustibles, un salario base de 29 mil pesos. De 1 a 5 años, un 35% de reajuste, de 6 a 10 años un 30% y de 10 años en adelante un 25%.

Clemente Morillo, secretario general del sindicato, convocó para el próximo martes primero de julio al comité ejecutivo del gremio, para acordar el paro a decretar en el transporte de gas propano y otros combustibles desde la Refinería Dominicana de Petróleo hasta las plantas distribuidoras.