Comienza hoy temporada de huracanes;
será muy activa 

MIAMI (AFP).- La temporada de huracanes en el Atlántico comienza este miércoles con pronósticos poco alentadores que anticipan de 12 a 15 tormentas, según distintas proyecciones, de las cuales de siete a nueve podrían convertirse en huracán, con altas probabilidades de tocar tierra.

Científicos sostienen que se ha entrado en un ciclo de por lo menos dos décadas y media durante el cual la actividad ciclónica será intensa y, en consecuencia, estos fenómenos atmosféricos azotarán tierra frecuentemente.

El último pronóstico emitido este martes, del prominente profesor William Gray, de la Universidad Estatal de Colorado, fue revisado al alta y anticipó la formación de 15 tormentas tropicales, de las cuales ocho se convertirían en huracanes.

La Administración Nacional Oceánica y Atmosférica estadounidense (NOAA) pronosticó, por su parte, de 12 a 15 tormentas tropicales, de las cuales entre siete y nueve se convertirían en huracanes.

“Estamos en una nueva era de importante actividad de huracanes”, indica el pronóstico de Gray, que destaca que las temperaturas superficiales oceánicas “están cerca de ser las más altas registradas”, y el agua caliente es un ingrediente esencial para la formación de los ciclones.

“Creemos que el actual período activo es similar al de los años 1930, cuando tuvimos muchas temporadas de huracanes activas (…); los 1930 también fueron un período de fuerte calentamiento global similar al calentamiento global de la década pasada”, agrega el estudio.

Un total de 15 tormentas y nueve huracanes se formaron el año pasado en el Atlántico, y cuatro de ellos azotaron al estado de Florida sólo en seis semanas, entre septiembre y octubre.

Charley, Frances, Ivan y Jeanne fueron los más mortíferos en el Caribe y en Florida.

Jeanne mató a más de 3.000 personas sólo en Haití, a 27 en la República Dominicana, e Ivan demolió el 89% de los edificios de la isla de Granada, de unos 100.000 habitantes, en donde además mató a unas 37 personas.

“Creemos que en esos países afectados o comprometidos todavía hay muchas víctimas que están viviendo en peores condiciones de las que tenían hace un año. La mayoría de las residencias aún debe reconstruirse”, dijo este martes Jeremy Collymore, coordinador de la Agencia Caribeña de Respuesta a Emergencias y Desastres (CDERA), con sede en Barbados.

Charley e Ivan, segundo y tercer huracanes más dañinos de la historia estadounidense, dejaron pérdidas de 14.000 y 13.000 millones de dólares, respectivamente. En el Caribe las pérdidas entre Ivan y Jeanne fueron de 2.200 millones de dólares.

En Florida se calcula que cientos de personas aún no tienen techo en sus residencias, cubiertas por débiles carpas. No obstante, la mayoría de los residentes en áreas costeras del Golfo de México y el Océano Atlántico en Estados Unidos ha manifestado no estar preparada este año para los huracanes, a pesar de las experiencias vividas.

El 89% de 1.000 entrevistados por la firma Mason-Dixon dijo el pasado mes de abril desconocer conceptos básicos sobre las tormentas, como los puntos de las casas más vulnerables a los vientos, los peligros de las marejadas ciclónicas y los tornados que se desprenden de estas tormentas, y que causaron varias muertes en Florida el año pasado.

“Esta falta de conocimiento de huracanes combinada con la falta de preparación que expresaron la mayoría de los residentes es una receta para el desastre”, indica el estudio.