¿Cómo debe ser la alimentación de un paciente con diabetes durante las fiestas navideñas?

Hoy

La diabetes es una enfermedad crónica no transmisible que se origina cuando el páncreas no produce insulina suficiente o cuando el organismo no utiliza eficazmente la insulina que produce.

El Dr. Adalberto González, gerente de Servicios Clínicos del Centro Médico de Diabetes, Obesidad y Especialidades (CEMDOE) y AFFINIS, explica que existen tres tipos de diabetes; mellitus tipo 1, anteriormente denominada diabetes insulinodependiente o juvenil. Mellitus tipo 2, también conocida como diabetes no insulinodependiente o del adulto y la diabetes gestacional.

Cada una de estas es desencadenada por un factor distinto, sin embargo, algo que les une y cobra igual importancia en los pacientes que la padecen es el modo de alimentación, el cual debe ser regido por una dieta saludable que implique comer alimentos sanos, en cantidades moderadas y cumplir los horarios de comidas habituales, es decir se deben hacer tres comidas fuertes y dos meriendas.

Según explica el especialista de CEMDOE Y AFFINIS, tomando en cuenta estos factores y a sabiendas de que se acercan los días festivos de fin de año, buscan concientizar a la población diabética acerca de cómo mantener el control en su alimentación durante las fiestas y así evitar que se altere la condición de su enfermedad.

En general, las comidas en esta época tienen un alto contenido de carbohidratos, pero lo ideal sería que el contenido total de carbohidratos de cada una de las comidas navideñas sea similar al de cualquier otra comida del año, manifiesta el Dr. González.

Lo recomendable es que los pacientes con diabetes lleven un plan de alimentación con un alto contenido de nutrientes no procesados, bajo en grasa y calorías. Un plan adecuado de alimentación les ayudará a controlar su nivel de glucosa en la sangre, la presión arterial alta, las enfermedades cardíacas, el colesterol y además a mantener un peso apropiado.

Algunas opciones de platos que les podrían ser útil para degustar durante las navidades podrían ser los vegetales a la brasa o a la plancha, ensaladas variadas, con lechuga, espinaca, repollo, etc. aderezadas con frutos secos y distintos vinagres. También pueden optar por sopas.

Los platos principales pueden ser preparados al horno o a la plancha, evitando salsas ricas en grasas, especialmente aquellas personas con sobrepeso. Además, es recomendable moderar las cantidades, evitando servir grandes porciones. Estos platos pueden ir acompañados con ensaladas y verduras, así habrá un incremento en la sensación de saciedad, aportando menos calorías, menos carbohidratos y cierta cantidad de fibras.

Y de postre, para sustituir o complementar los dulces navideños busquen opciones más ligeras como frutas digestivas, estas tienen menos carbohidratos y son igual de apetitosos.

Cabe destacar que los dulces no están totalmente eliminados del plan de vida de estas personas, sino que estos deben ser parte de una dieta saludable o consumirse en combinación con ejercicios. La clave es comer una porción muy pequeña de dulces y reservarlos para ocasiones especiales, de modo que las comidas se enfoquen en alimentos más saludables.

En otro orden, están los platos y bebidas insignia de navidad y dentro de estos se deben evitar; el cerdo asado, pastelitos, quipes, croquetas, pasteles en hoja, ensalada rusa y el ponche. De igual forma el Dr. González aconseja un consumo moderado de bebidas alcohólicas, es decir, lo ideal es tomar no más de 1 bebida al día las mujeres y no más de 2 bebidas al día los hombres. Lo que equivale a 12 onzas de cerveza (una botella pequeña), 5 onzas de vino y 1.5 onzas de destilados (ron, whisky, vodka, etc.).

Lo que significa que estos pacientes tienen que prestar particular atención a su alimentación, asegurarse de que existe un equilibrio entre sus alimentos, insulina y medicamentos orales y ejercicios. Se preguntarán ¿Cómo puedo conseguir ese equilibrio? La respuesta es sencilla, hay técnicas que facilitan el apego de un paciente con diabetes a un plan alimentario adecuado, uno de ellos es el ´Método del plato´, contar los carbohidratos y el índice glucémico. Esta dieta debe incluir un 40-50% de carbohidratos.

También existe el método del “Conteo de carbohidrato”. Si están al tanto de cuántos gramos de carbohidratos consumen y fijan un límite máximo de consumo, esto pueden ayudar a mantener un nivel de glucosa dentro de los límites deseados. Encontrar la cantidad correcta de carbohidratos dependerá de muchos factores, entre ellos cuánta actividad física hace y qué medicamentos está tomando, si es su caso.

Una buena nutrición le proporciona al paciente desarrollar hábitos y destrezas que les permiten tener un mayor control de su afección, concluye explicando el Dr. Adalberto González, gerente de Servicios Clínicos del Centro Médico de Diabetes, Obesidad y Especialidades (CEMDOE) y AFFINIS.