Cómo es el estudio ideal para papá

Fácil y simple es la combinación perfecta para el hombre

A la hora de decorar difícilmente pensamos en papá, entendemos que el aspecto de la casa es cosa de chicas y que a ellos no les interesa. La realidad es que los hombres, aunque en general son de escasas palabras, tienden a disfrutar las cosas bien puestas, y si son miembros de la casa, también hay que decorar para ellos.
El estudio es uno de los refugios favoritos de papá, donde puede sentirse a gusto con sus cosas. Un espacio creado para él en el que puede tener cubiertas sus necesidades sin sentir que estorba o que hace reguero.
Que un espacio sea masculino no lo aleja del confort y de ser acogedor. Las líneas en el mobiliario imprimen ese aspecto masculino, los colores de madera oscura y las líneas limpias. Los acabados modernos tienden a relacionarse con las estancias para hombres, también podemos lograrlo con terminaciones rústicas y ¿por qué no? algo retro.
Hay que tomar en cuenta lo que le gusta a papá, si es de los modernos, apasionados por la tecnología y los gadgets, debe haber cabida para sus aparatos electrónicos. También hay que darle espacio de almacenamiento, donde no se vean desorganizados los controles o los cables. Igual si es amante de la música o de los videojuegos, lo ideal es que tenga lo que le gusta a la mano. Un buen sofá es un inicio, donde se sienta cómodo y a gusto, ya seguimos con mesas auxiliares y algunos taburetes, dependiendo del aspecto que queremos lograr.
El “look” industrial, con piezas “vintage” y contemporáneas es otro aire adecuado para papá, espacios abiertos e iluminados y combinaciones eclécticas en los elementos para una personalidad bien masculina.
Si papá trabaja desde la casa, un rincón en el estudio donde pueda tener a la mano lo que necesita de verdad es ideal. Si es de los creativos, en este espacio se puede jugar con el color y los complementos decorativos. El carro bar tan de moda en estos tiempos puede tener su sitial en este castillo pensado para el rey de la casa, con lo esencial para servir y disfrutar como se merece.
En el “man cave” o “cueva de hombre”, como se le conoce en Estados Unidos, reina lo práctico. Desde las paredes con tipografías o cuadros estilo retro, hasta el afiche de su película favorita, lámparas en metal y mucho más las industriales tipo “loft”.
Fácil y simple es la combinación perfecta para el hombre, por lo que podemos puntualizar los imperdibles de un espacio para ellos. Mezcla de oscuros y neutros en los colores, líneas rectas más que las orgánicas en el mobiliario, jugando con alguna fluidez en los accesorios. Como en esta entrega hablamos de papá, ¡que quede espacio en su lugar para toda la familia!