¿Cómo mantener la salud mental?

26_10_2015 HOY_LUNES_261015_ ¡Vivir!3 C

Una adecuada crianza en que se enseñen valores humanos tales como: afectividad, inteligencia emocional, la integridad familiar, relación social, adaptación y creatividad, sin dudas forman a una persona mayormente equilibrada mental y emocionalmente para enfrentar adversidades en su vida.

El tema de ¿cómo mantener una mente sana? llegó a la mesa de discusión de contenido para la sección de ¡Vivir! a propósito de los últimos acontecimientos de suicidios ocurridos en el país, los que podrían tratarse de personas con debilidades propias de las herramientas fortalecedoras antes mencionadas.

En busca de repuestas certificadas por un profesional de la salud mental, recurrimos al reconocido médico psiquiatra César Mella, quien considera fundamental el equilibrio emocional.

¿Cómo lograrlo? Asegura el ex presidente de la Asociación Psiquiátrica de America Latina (APAL) y jefe del servicio de psiquiatría del Instituto de Sexualidad Humana de la UASD, que aunque no existen claves específicas para mantener una mente sana, sí hay herramientas en el desarrollo de la persona que contribuyen a ello.

Entre dichas herramientas, las que entiende son básicas durante la crianza mencionó: la salud del sistema nervioso central (cerebro) acompañadas de elementos que tiene que ver con la herencia, un positivo aprendizaje social y una inteligencia emocional adaptativa y creativa. Añade además, que el modelo de crianza hogareña haya sido efectivo, donde se le haya enseñando cómo manejar una relación compleja entre el sufrimiento y la búsqueda de la felicidad.

Respecto de las personas que recurren al suicidio como solución a sus problemas y de los que el país ha tenido escenario de múltiples casos últimamente, indica el especialista que aunque podría deberse a afecciones depresivas nerviosas, conflictos económicos, sentimentales…, igual podría tratarse de “un pico por imitación”. “El suicidio es un fenómeno complejo que tiende a hacer un pico por imitación cada cierto tiempo. No obstante, la desesperanza, las depresiones nerviosas, los conflictos económicos, los problemas sentimentales y múltiples causas podrían contribuir a lo que ha ocurrido en los últimos días”, precisa. “Quisiera decir que la gran diferencia entre los pocos que lo tienen todo y la gran mayoría hambrienta es un desencadenante, pero, los ricos también se suicidan”, advierte César Mella en esta entrevista con ¡Vivir!

Otros desencadenantes. El psiquiatra señala como otros elementos coadyuvantes de estos episodios de suicidios el uso y abuso de sustancias prohibidas, así como algunos componentes que denominó de tipo “epidemiológico”, entre los que mencionó: los viudos, divorciados y solteros. “Estas personas se suicidan con más frecuencia que los casados, y las mujeres lo intentan más que los hombres, aunque estos últimos por utilizar métodos duros (ahorcamientos, disparos, etc), lo logran con más frecuencia”.

Considera, no obstante, que los suicidios por trastornos de bipolaridad, esquizofrenia y depresiones, ocupan un mayor índice que la población saludable mentalmente.