Confianza en resultados JCE

MIGUEL PINEDA LÓPEZ
MIGUEL PINEDA LÓPEZ

Hemos escuchado decir muchas veces al presidente del Comité Olímpico Dominicano, Lic. Luisín Mejía, que a una competencia deportiva o de cualquier naturaleza se va a ganar o perder, del mismo modo afirmar también que hay que estar preparado para las dos cosas.
Es realmente emblemática aquella exclamación que describe de manera dramática el estado de vencidos y vencedores: el éxtasis de la victoria y la agonía de la derrota!, y en nuestro caso particular como amante del béisbol de Grandes Ligas y fanático de los yanquis hemos pasado por las dos etapas.
Pero cuando se disputa la jefatura del poder político de una nación, las cosas no son tan simples como en un juego de pelota, aunque los árbitros sean confiables, respetables y honorables como en el caso de la actual Junta Central Electoral, que tendrá el próximo 6 de octubre una prueba de fuego con la implementación del voto automatizado.
Todos reconocemos la pulcritud, responsabilidad y transparencia de los miembros de la JCE: Julio César Castaños Guzmán, presidente; Roberto Saladín, Carmen Imbert Brugal. Rosario Graciano de los Santos y Henry Mejía Oviedo, pero a pesar de que nuestra democracia viste desde hace tiempo pantalones largos, la cultura de la duda y las suspicacias prevalece.
Pero también ha flexibilizado el conteo manual en el plano presidencial aumentándolo a un 20%, acogiendo una solicitud en tal sentido de la corriente leonelista. El proceso de Primarias abiertas y cerradas está montado, ahora le toca a los partidos y precandidatos llevar a votar al electorado con la absoluta certeza de que los resultados emitidos por la JCE serán confiables y seguros.