CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

Jimmy Barranco Ventura

P: ¿Cómo podemos fortalecer nuestro sistema inmunológico frente al covid-19?

R: Durante la pandemia ha aumentado el consumo de cereales y granos refinados, bebidas azucaradas, golosinas, alimentos ultraprocesados, grasas, frituras y comidas rápidas; la vida es más sedentaria, ha aumentado el estrés y el consumo de alcohol y tabaco.

Este ambiente proinflamatorio favorece el desarrollo de obesidad, diabetes y síndrome metabólico, condiciones que deprimen nuestro sistema inmunológico y aumentan el riesgo de ser infectados por el coronavirus (SARS-CoV-2), con un peor pronóstico, ya que el covid-19 provoca una tormenta inflamatoria importante.

1-Los hidratos de carbono (“carbohidratos”), presentes en cereales, tubérculos, leguminosas, panes, azúcares, etc, constituyen una fuente importante de energía para las células nerviosas, sanguíneas, inmunológicas e inflamatorias, y sus requerimientos diarios son de 130 gramos. La glucosa es un “carbohidrato” que reduce la muerte de los linfocitos, encargados de defendernos de cualquier proceso infeccioso; pero si se consume en exceso, disminuye nuestras defensas. Una dieta baja en “carbohidratos” logra un mejor control de la diabetes y disminuye la severidad del covid-19.

2- Las proteínas y sus aminoácidos (glutamina, arginina, prolina, etc) fortalecen nuestras defensas, mantienen la integridad de la piel, los pulmones y el aparato digestivo, brindando protección contra las infecciones. Debemos consumir alimentos ricos en proteínas de buena calidad, tales como huevo, lácteos, aves sin piel, pescados y mariscos.

3- Las dietas altas en grasa, especialmente saturadas (grasas de origen animal), crean un estado inflamatorio y facilitan la entrada del coronavirus a las células, aumentando la severidad del covid-19. Sin embargo, los ácidos grasos omega-3 (EPA y DHA), presentes en pescados grasos (atún, salmón, sardina, etc) y nueces, atenúan la inflamación.

4- Las fibras de los granos integrales, frutas y verduras son fermentadas por la microbiota intestinal produciendo ácidos grasos de cadena corta (acético, propiónico y butírico), los cuales protegen la mucosa intestinal, reducen las infecciones y tienen una acción antiinflamatoria.

5- El consumo de 5 ó más porciones al día de frutas más verduras provee vitaminas antioxidantes para fortalecer nuestras defensas corporales. Una dieta saludable, equilibrada y variada, rica en vitaminas del complejo B, A, C, D y E, minerales (zinc, hierro, selenio, magnesio, cromo, etc) y polifenoles nos protege contra el covid-19.