CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

Jimmy Barranco Ventura

P: ¿Cuáles son los riesgos de las dietas sin gluten en la población general?

R: El gluten es una proteína presente en trigo, cebada y centeno, cuyo consumo deben evitar los pacientes con enfermedad celíaca y quienes tienen sensibilidad o alergia al gluten, con el fin de controlar los síntomas gastrointestinales.

En los últimos años las dietas libres de gluten han adquirido mucha popularidad y la gama de alimentos sin gluten cada vez es más amplia en el mercado.

Algunas celebridades han contribuido en gran manera a hacer más visibles estos productos y los posibles “beneficios” que pueden tener en la alimentación, incluida la pérdida de peso. Las ventas se han incrementado en los sujetos que creen tener síntomas asociados con la ingesta de gluten, pero sin padecer necesariamente de enfermedad celíaca; y en quienes creen erróneamente que una dieta sin gluten es más sana (Cobos-Quevedo OJ y col. Med Int Méx. 2017):


1- En algunos casos, los productos sin gluten pueden llegar a aportar más calorías o grasa en comparación con sus versiones con gluten, aumentando el riesgo de obesidad.

2- Estas dietas pueden ser deficientes en diferentes aspectos y originar consecuencias negativas para la salud. Por ejemplo, sabemos que el trigo y otros cereales contienen almidones de tipo fructano, como la oligofructosa y la inulina, los cuales son beneficiosos para la creación de una microbiota saludable, ya que estos compuestos interaccionan con las bacterias intestinales del colon y pueden proteger el intestino contra afecciones inflamatorias y cardiovasculares, e incluso, contra algunos tipos de cáncer.

3- Los carbohidratos no digeribles derivados del trigo disminuyen la glucemia y los niveles de insulina después de las comidas, reducen los triglicéridos en ayunas y disminuyen el peso corporal. La oligofructosa mejora el estado inmunológico, el metabolismo de los lípidos y la absorción de vitaminas y minerales.


4- Este tipo de dieta requiere un gran control para que no sea deficiente en granos enteros y fibra, consecuentemente en prebióticos, ya que al eliminar los granos de trigo, avena, cebada y centeno podría ocasionarse deficiencia de hierro, cinc, vitaminas del complejo B, ácido fólico y niacina.

5- El gluten también estimula el sistema inmunitario, debido a su alto contenido de glutamina (aproximadamente 40% de los aminoácidos totales). ¡Cuidado con las dietas sin gluten!