CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

CONSULTORIO DE NUTRICIÓN

DR. JIMMY BARRANCO VE NTURA Especialista en Bioquímica y Nutrición Clínica

P: ¿Cuál es el manejo dietético de la polineuropatía diabética?

R: La epidemia global de la intolerancia a la glucosa y la diabetes mellitus ha traído como consecuencia una epidemia de complicaciones, siendo la polineuropatía diabética (PND) una de las más importantes. La PND es una condición debilitante que afecta al 50% de los pacientes diabéticos, y se asocia con trastornos de la marcha, úlceras de los pies, amputaciones, retardo del vaciamiento gástrico de los alimentos, ansiedad, depresión y disminución de la calidad de vida (Juster-Switlyk K. F1000Res. 2016).

Es una neuropatía muy dolorosa y difícil de controlar con las terapias convencionales (Greger, Am J Lifestyle Med. 2015). El tratamiento se basa en el control de la diabetes y los factores de riesgo (obesidad, hipertensión, hiperglucemia, colesterol y triglicéridos); y el manejo sintomático del dolor.

En la actualidad existen suficientes evidencias sobre los beneficios que ofrecen las dietas basadas en alimentos vegetales (DAV) en la prevención y el tratamiento de la diabetes, la obesidad y la hipertensión arterial. Estas dietas restringen los alimentos de origen animal y privilegian el consumo de vegetales, frutas, leguminosas, granos integrales, nueces y semillas. Las DAV pueden ser útiles, también, para controlar la PND (Storz y Küster, Lifestyle Med. 2020).
1- Una dieta vegana hipocalórica (800-1200 calorías al día) alta en fibras, baja en grasa y sin alimentos refinados; libre de colesterol, café, té y alcohol, mejoró significativamente el dolor neuropático en el 80% de los pacientes diabéticos (95% obesos), controlando la obesidad, la glucemia, el colesterol, los triglicéridos y la presión arterial (Crane y Sample, J Nutr Med. 1994).
2- Las DAV controlan la PND porque mejoran la perfusión sanguínea y la oxigenación de los nervios, puesto que son ricas en nitratos (precursores de óxido nítrico, una sustancia vasodilatadora); y disminuyen la viscosidad de la sangre, ya que controlan la glucemia, el colesterol y los triglicéridos.
3- Se recomienda consumir por lo menos 6 porciones diarias de vegetales de hojas verdes, ricos en nitratos.
4- Las DAV son ricas en magnesio, un nutrimento que controla la presión arterial y la glucemia, mejorando la sensibilidad a la insulina. Los polifenoles de los vegetales tienen una acción antiinflamatoria.
5- Los pacientes con PND deben evitar la deshidratación, y practicar ejercicios físicos con regularidad.

Publicaciones Relacionadas

Más leídas