CONSULTORIO DE NUTRICIÓN: ¿Cuáles son los peligros para la salud que tienen las bebidas energéticas?

23_03_2017 HOY_JUEVES_230317_ El País12 A

Las bebidas energéticas o ergogénicas son mezclas de diversas substancias estimulantes, tales como cafeína, taurina, hidratos de carbono (glucuronolactona, azúcar), vitaminas y extractos de plantas medicinales, como ginseng y guaraná. Su consumo se ha incrementado en los últimos años en los deportistas y ejecutivos para aumentar la resistencia física; y en la población estudiantil joven, para mantenerse alerta y mejorar el aprendizaje. Una lata de bebida energética (“energetic drink”) contiene una dosis de cafeína equivalente, aproximadamente, a la de cuatro tazas de café filtrado, odos expresos, a casi cuatro latas de cola o, según el Comité de Toxicología del Reino Unido, a seis tazas de té (alrededor de 300 mg). Estas bebidas no se deben mezclar con alcohol, debido a que pueden provocar efectos indeseables, como alteraciones cardiovasculares, taquicardia, palpitaciones o aumento de la presión arterial, insomnio, nerviosismo y falta de coordinación motora. Los consumidores pueden emborracharse sin tener conciencia de esto. Según una encuesta nacional realizada en Canada en una población de jóvenes y adultos jóvenes (Hammond D y col., 2017, “Canadian Median Association Journal”), alrededor de la mitad (55%) de la población consumidora de bebidas energéticas, reportó haber experimentado algún evento adverso, comparado con un tercio entre los consumidores de café (36%).

Los principales efectos adversos de las bebidas energéticasfueron: nerviosismo o agitación (27%), dificultad para dormir (24%), taquicardia (25%), pérdida repentina de la energía después de sentirse muy despiertos y llenos de energía (23%), y dolor de cabeza (18%). No obstante, los autores del estudio reportan que hubo dificultad para determinar la causa de los síntomas. Francia y Dinamarca prohibieron el consumo del Red Bull, una bebida peligrosa (muy consumida en la actualidad), constituida por una mezcla de vitaminas y glucuronolactona, un químico altamente peligroso desarrollado por el Departamento de Defensa de los Estados Unidos durante los años 60, para estimular la moral de las tropas invasoras en Vietnam, al actuar como una droga alucinógena para calmar el estrés de la guerra. Pero sus efectos fueron tan devastadores que esta bebida fue descontinuada, ante el alto índice de casos de migrañas, tumores cerebrales y enfermedades del hígado entre los soldados que la consumieron.