Cooperación alemana suma $2,000 MM

http://hoy.com.do/image/article/330/460x390/0/95254DB7-836A-42B9-B2DF-88F011541D63.jpeg

POR UBALDO GUZMAN MOLINA
La contribución económica del Servicio Alemán de Cooperación Social-Técnica (DED, por sus siglas en alemán), en su cuarto de siglo en el país, asciende a 50 millones de euros, unos RD$2,000 millones, sobre todo en medio ambiente y recursos naturales.

Lo dijo ayer su director general, doctor Jürgen Wilhelm, quien vino para dar por finalizado el programa en el país.  Estuvo acompañado de Reinhar Schmidt, director del organismo, quien fungió como traductor, e Inge Lamberzs, asesora de relaciones públicas.

El DED, financiado por el gobierno de Alemania, fue fundado en 1963 y trabaja en 46 países de Asia, Africa, América Latina y Europa Occidental. Se estableció en República Dominicana en 1981.

Explicó que el DED ha hecho contribuciones en el levantamiento de datos, la formación para el manejo de la gestión de medio ambiente sostenible y en la promoción del desarrollo comunitario y de la sociedad civil.

El DED ha contribuido, asimismo, al fomento del cultivo de productos orgánicos, añadió.

Indicó que el organismo alemán trabaja en el desarrollo comunitario a nivel municipal, en presupuesto participativo y en la formación de personas en el campo municipal.

Ha trabajado casi en todo el país, pero actualmente labora en Jarabacoa y en la región fronteriza.

El pasado viernes se puso en circulación el libro “Huellas de un cuarto de siglo. El DED en la República Dominicana: una mirada retrospectiva”.

La obra recoge la labor del organismo desde su llegada al país.

El director general del DED  mostró satisfacción por la labor realizada en ese período en las tareas de asesoría, capacitación, calificación, fortalecimiento de la organización e investigación científica.

A su juicio, con el envío de 180 especialistas, la mayoría biólogos, ingenieros forestales, agrónomos, ecologistas y planificadores territoriales, el DED se ha colocado un punto verde en el panorama dominicano.

“El DED seguirá estando presente en la República Dominicana en proyectos que desde Haití ejercerán su influencia de forma cooperativa y de buena vecindad sobre la vida conjunta en la isla Hispaniola”, dijo.

Las organizaciones contrapartes dominicanas han sido 65, entre las cuales figuran  el instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, Instituto Politécnico Loyola, Instituto Superior de Agricultura y las secretarías, de Agricultura y de Medio Ambiente.

Los cooperantes alemanes han hecho estudios sobre biodiversidad, reconocimiento de áreas protegidas, apoyo solidario a las asociaciones campesinas, la promoción de la mujer y estudios de género, el turismo sostenible y la descentralización.

Wilhelm dijo que la DED no trabaja con financiamiento, sino que envía profesionales a instituciones nacionales, sean estatales o no gubernamentales.

Señaló que la DED se marcha de República Dominicana porque  figuran países que necesitan más cooperan del DED.  En América Latina, ya la cooperación del DEC concluyó en Chile, pero actualmente está presente en Haití, Ecuador, Bolivia, Perú, Guatemala, Honduras y Brasil.

Aseguró que en Haití se está empezando y por ser el país más pobre del hemisferio, necesita mucho del apoyo de instituciones extranjeras. “Nosotros buscamos profesionales en Alemania o en Europa, pero son profesionales que han trabajado en diferentes sectores, muchos de ellos han trabajado en el exterior”, explicó.

Dijo que a pedido de una institución nacional, buscan el personal adecuado en el mercado alemán, lo financian y lo envían al mercado dominicano. Expresó que los técnicos duran dos años en el país donde son enviados, pero que el contrato es prorrogable hasta cinco años.

El DED se inició en el 1981 por el cambio político que había impulsado el presidente Antonio Guzmán.

Muchos de los profesionales alemanes se quedaron y se casaron, mientras otros siguen viviendo en el país. Los que regresaron a su patria se llevaron una buena imagen de la República Dominicana, dijo.

A su juicio, el trabajo del DED ha sido satisfactorio y los alemanes han dejado huellas en gran parte de la geografía nacional.

Manifestó que los diferentes gobiernos han producido un entorno estable para ese organismo poder trabajar a mediano plazo en el país.

Precisó que en República Dominicana hay once cooperantes alemanes, quienes trabajan en la Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales. “Es una decisión política de concentrar el trabajo en Africa. Los proyectos varían de un país a otro”, explicó Wilhelm.

Aclaró que los alemanes no definen la cooperación en un país, sino que es el mismo gobierno que se encarga, diseña su plan de desarrollo y los busca para destinarlos y apoyarlos. El contrato de los últimos cooperantes en la República Dominicana vence en abril del 2008 y actualmente trabajan en Jarabacoa y en la zona fronteriza.