Cooperativas piden las dejen
fuera de Ley Monetaria

POR AMARILIS CASTRO
Representantes de las principales organizaciones cooperativistas de República Dominicana  manifestaron ayer, durante la firma de un acuerdo de colaboración que harán todo lo que esté legalmente a su alcance para impedir que el sector sea desnaturalizado con su inclusión en  la Ley Monetaria y Financiera.

El convenio fue firmado por los presidentes del Consejo Nacional de Cooperativas (CONACOOP), Julio Fulcar; de la Federación Nacional de Cooperativas (FEDOCOOP), Rafael Rincón; de  la Asociación de Instituciones Rurales de Ahorros y Créditos (AIRAC), Joaquín Suriel,  y de  la Federación de Cooperativas del Cibao Central (FECOOPCEN),  Eddy Samuel Álvarez.

Fulcar destacó que “las razones que originan  la firma de este acuerdo de colaboración son, en primer lugar, trabajar en  la elaboración de un proyecto marco especializado para la regulación del sector cooperativo del país como propuesta alternativa ante la reforma a la Ley Monetaria y Financiera en la que se intenta incluir a las cooperativas para ser reguladas”.

Añadió que dicha reforma pretende igualar el sector cooperativo  con  la  banca tradicional.  Enfatizó que no se oponen a la regulación de las cooperativas aunque demandan, como dijo se ha hecho en todas partes del mundo, que estas instituciones por su naturaleza y por los objetivos que persiguen sean reguladas por un marco especializado.

En este sentido, afirmó que las experiencias de otros países de América Latina en donde el sector cooperativo ha sido regulado por sistemas tradicionales financieros han sido catastróficas. Dijo que en Puerto Rico se decidió pasar las regulaciones de las cooperativas al Comisionado de Instituciones Financieras, lo que conllevó al colapso de una parte se ese sector, siendo necesario volver a crear una norma especializada  para fortalecer la regulación  y supervisión de  estas instituciones tomando en cuenta su naturaleza.

“La mayoría de los asociados que forman parte de las cooperativas no son por lo general, por su origen económico, sujetos de crédito de la banca tradicional, pero más aún, el dinero que movilizan las cooperativas es depositado en la banca tradicional y sería injusto entonces,  aplicar las mismas normas prudenciales al que te guarda el dinero y al que lo tiene depositado”, resaltó Fulcar.

Asimismo, indicó que se trabaja para la implementación de un programa de adecuación cooperativo ante la vigencia del Tratado de Libre Comercio con Estados Unidos y Centroamérica (RD-CAFTA).

También el desarrollo de una agenda de trabajo común de cara a los próximos cinco años con la visión de seguir impulsando el desarrollo sostenido y seguir llevando soluciones a los más de 600 mil asociados con el que cuenta el sector cooperativismo de la República Dominicana.

El presidente del CONACOOP, resaltó que lo más importante para dicho sector no es cuánto movieron en términos económicos en 2006, sino más bien, el balance social que las cooperativas rinden a la sociedad dominicana, llevando durante el pasado año más de 1.5 millones de soluciones sociales en los sectores de vivienda y salud, así como ofrecer la oportunidad para la compra de electrodomésticos, muebles, entre otros servicios a los asociados, con el propósito de mejorar sus condiciones de vida.