Crisis económica asesta al turismo “un duro golpe”

 PARIS. AFP. La crisis financiera está asestando al turismo “uno de los peores reveses de su historia”, dijo el domingo la Organización Mundial del Turismo (OMT) al anunciar una ralentización de su crecimiento, reflejada en Francia, primer destino mundial, y en su rival en Europa, la vecina España.

 Tras cuatro años de éxito, “el turismo vive uno de los peores reveses de su historia”, declaró el subsecretario general de la OMT, Geoffrey Lipman, al reconocer que “las perspectivas para 2009 son preocupantes” y que no se prevé “recuperación en el primer semestre”.  Según la OMT, la crisis financiera ha causado una neta ralentización del crecimiento del turismo internacional, que en 2008 se limitará a un 2% y en 2009 será, en el mejor de los casos, nulo.  En 2007, 903 millones de turistas viajaron a través del mundo, es decir, un 6,6% más que en 2006, resultado que fue superior a las previsiones.

 Pese a la crisis financiera, la OMT, que depende de Naciones Unidas, mantiene sus previsiones a largo plazo y cuenta con que en 2020 se alcanzarán los 1,600 millones de turistas. 

Menos afectado que otros sectores, como el inmobiliario, la construcción o el automóvil, el turismo paga los platos rotos de la recesión en los países industrializados.