Cruz Roja de Santiago trabaja con las manos vacías

http://hoy.com.do/image/article/340/460x390/0/A0E44D1C-0348-414A-B5E7-260DE449B64F.jpeg

El capítulo de la Cruz Roja de Santiago está en crisis total y sus empleados y voluntarios trabajan “a mano pelá”. Todas las ambulancias están dañadas y la sangre depositada en el Banco de Sangre  puede dañarse debido a la alta deuda por electricidad que la institución tiene con Edenorte. Una fuente informativa dijo que la Cruz Roja de Santiago no recibe los fondos que le corresponden porque todo el dinero que aporta el gobierno, unos RD$3 millones al mes, se queda en las oficinas de la Cruz Roja de Santo Domingo.

 SANTIAGO.  La Cruz Roja  en esta ciudad trabaja con las manos vacías,  en crisis total,  debido a que no recibe los fondos necesarios para  operar y prestar servicios eficientes de emergencia.

Sin  un local propio,  con una deuda con Edenorte, y con  todas sus ambulancias dañadas, esa institución  reclama ayuda urgente.

Es un organismo independiente, que se maneja con  fondos provenientes del gobierno  y de otras instituciones privadas, que recibe pocos ingresos, y su principal propulsor,  el comunicador José Devárez,  hace más de dos años  que no está directamente involucrado debido a inconvenientes con  la directiva nacional.

Ignacio Pérez,  director de Socorro, comenta que  la institución carece de todo. “Se nos está cayendo encima, no hay fondos, y la población  nos requiere”, dijo.

“Se trabaja sin recursos, las ambulancias para prestar servicios están  dañadas, y  si Edenorte nos corta la luz, debido a  una gran deuda, podría dañarse toda la sangre guardada en  el banco”, sostuvo.

Actualmente el organismo de socorro cuenta con  ocho empleados  y  150 voluntarios aproximadamente.

“Aquí mantenemos un estándar de calidad, tenemos  un  personal  entrenado para eso y La Cruz Roja tiene una gran responsabilidad con su pueblo. Por eso insisto en que es importante  que sectores  empresariales  y personas con solidaridad  nos ofrezcan ayuda para seguir laborando”, comentó.

Expresó que sólo así se cumple con  los principios que sustentan a esa organización humanista.

Mientras, una fuente   cercana a la institución asegura que todo se debe a que la cuota que le corresponde no se le entrega.

“El Gobierno aporta  tres millones mensuales  a La Cruz Roja   y esos fondos tienen  que estar divididos entre  Santo Domingo, San Francisco de Macorís,    Santiago y  la Romana, pero esos recursos se quedan sólo en    Santo Domingo”, dijo.

Zoom

Muy mal

La Cruz Roja en Santiago afronta una serie de vicisitudes que la mantienen en una crisis económica preocupante. Es precisamente por esa razón por la que el equipo de dirección llama a las autoridades a intervenir para lograr el equilibrio financiero de ese organismo. Tal como comenta el director de Socorro de la institución, Ignacio Pérez, las deudas podrían causar la  suspensión del servicio de energía eléctrica y, por ende, dañar toda la sangre almacenada en  el banco. Las limitaciones engloban también la precariedad con las ambulancias y con los equipos necesarios para rendir un servicio eficiente.