Cuba descalifica comisión ONU

LA HABANA (EFE).- Cuba descalificó ayer a la Comisión de Derechos Humanos (CDH) de la ONU, la cual, dijo, “no tiene cura”, y criticó con dureza a la Unión Europea (UE) por sumarse a EEUU y no apoyar la iniciativa cubana sobre los detenidos en Guantánamo.

La CDH rechazó ayer en Ginebra, por 22 votos en contra, 8 a favor y 23 abstenciones, un proyecto de resolución cubana sobre los detenidos en la base naval de los EEUU en Guantánamo (Cuba).

La cancillería de La Habana afirmó este jueves en una declaración que la votación de Ginebra “es una muestra de la hipocresía y doble moral imperantes en la CDH denunciada pública y reiteradamente por Cuba”.

“La Comisión de Derechos Humanos no tiene cura”, denunció el Gobierno cubano, que abogó por construir un órgano “totalmente distinto, al servicio de la causa de los derechos humanos”.

Además, acusó al Gobierno de EEUU de utilizar “la intimidación y el chantaje” para evitar que se aprobara el texto y arremetió contra la UE por su apoyo a la postura de Washington.

La propuesta cubana pedía que el Gobierno de EEUU autorizara una “investigación imparcial e independiente” en relación con la situación de los derechos humanos de los detenidos en Guantánamo.

En esa base naval están detenidos desde finales de 2001 más de medio millar de presuntos integrantes del régimen talibán de Afganistán y de la red terrorista Al Qaida, a quienes no se han presentado cargos ni se les ha permitido contactar con abogados.

Para la cancillería de la isla caribeña “cabía esperar” que el proyecto de resolución que impulsó Cuba en Ginebra “tuviera una acogida favorable al menos de los países de la UE”.

Cuba había pedido expresamente a la UE que copatrocinara su propuesta en Ginebra para ser consecuente con su apoyo a la resolución de condena a la isla presentada la semana pasada por EEUU en la Comisión.

“Al no haber presentado (la UE) el texto por sí mismos como su Parlamento les había solicitado, debían haber copatrocinado la iniciativa cubana o por lo menos votado a favor de la misma”, señala la declaración.

La Habana calificó de “escandaloso” el voto emitido en su contra por la UE y lo consideró “un reflejo más de su subordinación al gobierno de los EEUU y de su incapacidad de seguir una política propia” hacia Cuba.

“Los países de la Unión Europea no sabían qué hacer ante la difícil disyuntiva de enfadar a EEUU o enfrentar a su propia opinión publica”, dice el comunicado, que subraya que miembros de la UE que no pertenecen a la Comisión defendieron la abstención.

Los miembros de la Comisión que hoy votaron contra el proyecto cubano “se han convertido en cómplices de las torturas y violaciones” a los presos de Guantánamo, afirmó la Cancillería, que anunció que seguirá denunciando los “crímenes” de la “camarilla fascista que gobierna en EEUU”.

El presidente cubano, Fidel Castro, ya había criticado recientemente la actitud de la UE, a la que acusó de “complicidad” con EEUU por su negativa a apoyar la moción presentada por Cuba en la CDH sobre la base naval de Guantánamo.

La situación creada en la Comisión de Ginebra “demuestra la desmoralización y la falta absoluta de ética, de verg~enza, de personalidad, de países que son calificados como independiente y como nobles y buenos”, afirmó Castro el miércoles.

Ya en otra comparecencia anterior, Castro había fustigado a la UE y la había considerado un “mosaico” de naciones que “lo más que tienen todas en común es obedecer por lo general las órdenes del imperio (EEUU), apoyar las infamias de Ginebra”.

Los europeos no han tenido “el mínimo de verg~enza para condenar las atroces torturas que se han llevado a cabo en un pedazo de nuestro territorio ocupado por la fuerza en la base naval de Guantánamo”, lamentó Castro.

Cuba presentó su propuesta la semana pasada, poco después de que la misma comisión aprobase otra resolución condenatoria de la situación de las libertades fundamentales en la isla.

Esa resolución fue presentada conjuntamente por EEUU y la UE y logró 21 votos a favor, 17 en contra y 15 abstenciones.