Cultivarían rattán en  la zona  fronteriza

ALEIDA PLASENCIA
a.plasencia@hoy.com.do
Actualmente se encuentra en proceso de elaboración  una propuesta del sector privado para  desarrollar  un proyecto tendente a sembrar de rattán los terrenos de la frontera domínico-haitiana    que no están cultivados.

     El proyecto contaría con la asesoría de técnicos de  Vietnam y  otros países, fundamentados en tecnología asiática en el manejo de siembra, corte e industrialización del rattán.

 Al frente de la  iniciativa está  la Asociación Nacional de Industriales de Muebles y Colchones (ASONAINCO).

La propuesta  sería presentada al gobierno dominicano a través de Proindustria (entidad que por ley sustituye la Corporación de Fomento Industrial).

Yuris  Chez, presidente de ASONAINCO, al dar la información en exclusiva, dijo que el desarrollo del  proyecto generaría muchos empleos en la frontera.

Empleos. El proyecto contribuiría a generar muchos empleos en la frontera con Haití, sostuvo. Recordó que la materia prima derivada del rattán genera muchos empleos, pues  se trata de una mano de obra artesanal.

Además,   aportaría materia prima a la industria local de muebles. Esta materia prima  actualmente se importa desde Vietnam y otros países asiáticos, refirió el empresario.

Medio ambiente. Otro de los beneficios de dicha iniciativa es que tiende a   fortalecer el medio ambiente, según explicó Chez.

Dio que hay técnicos de Cuba y  Vietnam, especializados en la tecnología que requiere el cultivo e industrialización del rattán, asesorando el proyecto.

 Los técnicos cubanos se entrenaron en Vietnam, uno de los países de mayor exportación de rattán, comentó el empresario.

 Según informó, últimamente se han realizado    reuniones entre los técnicos y empresarios dominicanos con el propósito de afinar detalles sobre la propuesta.

 Según Chez, el proyecto es a largo plazo, beneficiaría a futuras generaciones en cuanto al uso como materia prima para la fabricación de muebles, ya que la mayoría de las variedades de  rattán tardan 15 años, después de sembrado para ponerse en etapa de corte.

Dijo que tratan  que la variedad que se cultive en el país tome solo diez años para estar en   corte.