Curitiba un modelo urbanístico a seguir

http://hoy.com.do/image/article/333/460x390/0/8A69FC07-65F4-427B-818C-8D4D91300B75.jpeg

El desarrollo urbano de la ciudad de Curitiba, en Brasil, es un ejemplo a seguir por otras naciones. Sus logros pueden ser imitados, por lo que son mostrados en este país para servir de ejemplo de progreso social e infraestructural.

POR MIRFAK ROWLAND
En el marco de la celebración de la Octava Bienal Internacional de Arquitectura de Santo Domingo, que se celebra en el Museo de Arte Moderno, desde el miércoles 8 hasta el lunes 13 de noviembre, se exponen obras que reflejan el desarrollo arquitectónico y urbano de diversas naciones del mundo.

Brasil, como país homenajeado, también ha mostrado sus avances en el ámbito de la arquitectura moderna, mostrando los resultados obtenidos gracias a programas implementados para lograr la urbanización de uno de sus municipios, el cual posee rasgos muy particulares y dignos de imitar.

Se trata de Curitiba, una ciudad con alrededor de 1.700.000 habitantes, ubicada en el sur de Brasil y a 100 kilómetros del Océano Atlántico.

Su planificación urbana ha sido el fruto de más de 40 años de trabajo constante y continuo por parte del Instituto de Investigación y Planificación Urbana de Curitiba, el cual está conformado por un grupo de arquitectos que, integrando a la población en la toma de decisiones, han convertido esta ciudad en un modelo de urbanismo factible y eficaz.

Su organización vial y espacial, en la que el sistema de transporte y la conservación del medio ambiente y de la ecología forman parte de las estrategias de estructuración y mantenimiento de la municipalidad, son los puntos fuertes de Curitiba.

Según Liana Vallicelli, funcionaria del instituto, una de las razones por la que participan en la bienal con imágenes de Curitiba, sus proyectos y su desarrollo, es para mostrar que es posible hacer una buena planificación de una ciudad, bajo las directrices de autoridades que garanticen la ejecución de cada proyecto y que integren a los ciudadanos en la elaboración de los planes y estrategias.

La iniciativa empieza a partir del gobierno municipal. “Hoy en día es importante la participación entre el sector público  y el privado, así como la participación de los ciudadanos en la toma de decisiones.

A las autoridades de Curitiba les corresponde estar pensando siempre en las necesidades y problemas de la ciudad y buscar planes que solucionen estas dificultades. Cuando encontramos las soluciones, llevamos al ciudadano a reuniones y las discutimos en las “calles de la ciudadanía”, que no son más que calles de la ciudad en donde se hacen las discusiones públicas”, manifestó.

Organización vial, espacial y ambiental

Las autoridades del Instituto de Investigación y Planificación Urbana de Curitiba han logrado la organización espacial y vial de la ciudad, mediante la implementación de un sistema de transporte colectivo que es ejemplar en el mundo.

 Este sistema se basa en autobuses con una tarifa única, en los cuales las personas se pueden desplazar hacia todos los puntos del municipio,  haciendo la transferencia de autobuses en terminales sin la necesidad de pagar por otros boletos.

“Tenemos carriles exclusivos para los autobuses, los cuales tienen colores distintos de acuerdo al tipo de servicio. Están los de alta capacidad, y estos se hacen acompañar de los alimentadores, los cuales traen a la gente de los barrios más lejanos a una terminal, en la que se hace la transferencia y la gente sigue hacia su destino en los de alta capacidad”, explicó.

Las paradas, según la arquitecta, han sido denominadas “estaciones tubos”, en éstas el pasajero paga su boleto y procede a montarse  en el otro autobús que lo llevará a su destino. La gente se puede desplazar por toda la ciudad en un transporte cómodo, seguro y barato (cuesta alrededor de US$0.75).

Además del transporte, cuentan con 51.5 kilómetros cuadrados de áreas verdes por habitantes y en las avenidas se han sembrado diversas especies de árboles, los cuales son diferentes en cada una, logrando una identificación y distinción de la mayoría de las calles de la municipalidad.

“También hemos desarrollado programas de concienciación ambiental, abarcando  desde los niños en las escuelas hasta los ciudadanos en general, en donde les enseñamos a cuidar los parques, que sepan que está prohibida la tala de árboles sin la previa autorización de la junta municipal del Medio Ambiente de Curitiba”, indicó.

Otro factor que ha influido en su desarrollo urbano es el desplazamiento que se ha hecho de las personas de las zonas rurales a las zonas urbanas. Esto ha sido posible mediante la construcción de viviendas en áreas próximas a la zona metropolitana. Esta labor la lleva a cabo el Fondo Municipal de la Vivienda.

La construcción de un Hospital de Gerontología, para los ancianos, y de un Centro Judicial en lo que antes fue un Centro Penitenciario que fue trasladado por su cercanía de la ciudad; las guarderías para los infantes, el reciclaje de la basura, mediante el incentivo e intercambio entre maestros y alumnos y programas que dan soporte a la población de escasos recursos, son algunos de los grandes e innumerables logros de las autoridades de Curitiba, posicionando al municipio como el más urbanizado de Brasil y uno de los más urbanísticamente desarrollados del mundo.

Apoyo al país

La voluntad política, la integración de la población en la toma de las decisiones, una continuidad en la planificación urbana y tener un equipo creativo y capacitado de planificación urbana son considerados por Vallicelli como las cualidades necesarias para lograr el desarrollo urbano y palpable de un país, municipio o provincia. “No es el poder económico que garantiza esto, sino tener creatividad y buscar soluciones adaptadas a la realidad del país”, dijo.

 Y como la experta considera que esto puede ser posible en el país, las autoridades de Curitiva han firmado un convenio de cooperación técnica con el país para beneficiar a la provincia de Santiago de los Caballeros, mediante la discusión de planes que buscan crear un sistema de parques para contribuir con la preservación del medio ambiente de esta provincia.

Esto es sólo el inicio de lo que podrían ser lazos de amistad y de unión entre dos naciones con el objetivo de lograr en la República Dominicana un desarrollo urbano tan notable y beneficioso como el que se ha logrado en Curitiba.