Cury dice Pared encubre
falta prevaricadores

http://hoy.com.do/image/article/135/460x390/0/20B2569F-5E3D-4EC1-9894-1067F3BF6BA8.jpeg

PEDRO GERMOSÉN
p.germosen@hoy.com.do
El coordinador del sector externo del PRSC, doctor Julio Cury,  consideró ayer que el secretario general del Partido de la Liberación Dominicana (PLD), Reinaldo Pared Pérez, pretende encubrir una falta gravísima de prevaricación, al restarle mérito a la instancia que procura sanciones contra los funcionarios que alegadamente pagan por las “nominillas” a militantes peledeístas.

El doctor Cury significó que los culpables de esa violación a la Constitución y al Código Penal serán sancionados por el Poder Judicial.

Dijo que la instancia contra las nominillas sometida por los partidos Revolucionario Dominicano (PRD), Reformista Social Cristiano (PRSC), Revolucionario Independiente (PRI) y Alianza  Popular cuenta con el respaldo de la sociedad.

Dijo que esa iniciativa seguirá su curso normal con o sin la voluntad del ministerio público.

Significó que el pago a “holgazanes” del PLD por parte de instituciones del Estado viola el artículo 114 de la Carta Sustantiva de la nación y el 166 del Código Penal.

Dijo que le extraña que Pared Pérez, quien además de secretario general del PLD y presidente del Senado, es abogado, se despache con un razonamiento tan simplista como que la querella es politiquera.

“Todos los funcionarios que desvíen fondos públicos al margen de la Ley de Gastos Públicos incurren en el delito de  prevaricación, de acuerdo al artículo 114 de la Constitución”, destacó el doctor Cury.

Indicó que además de los artículos citados,  los funcionarios acusados violan el artículo 102 de la Carta Magna, porque están favoreciendo a allegados políticos con privilegios irritantes. Cury expresó que la cultura de que los fondos públicos sean desviados tiene que ser sepultada.

Manifestó que en la Ley de Gastos Públicos no existe ningún capítulo presupuestario para retribuir el parasitismo laboral.

El  dirigente del PRSC dijo que la instancia contra las nominillas es una iniciativa judicial ejemplarizante porque busca erradicar el uso discrecional de los fondos del Estado.