Dan último adiós víctimas tren

http://hoy.com.do/image/article/836/460x390/0/CB11414C-907C-4752-A349-8629CBF26053.jpeg

SANTIAGO DE COMPOSTELA, ESPAÑA (AFP). Centenares de personas rindieron homenaje ayer a las 79 víctimas del accidente ferroviario de Santiago de Compostela en un funeral en la catedral de la ciudad, lugar célebre de peregrinación mundial que estos días se ha teñido de luto.

   El día después de que el conductor, Francisco José Garzón Amo, fuera imputado por 79 presuntos homicidios imprudentes, las familias de las víctimas acudieron a la catedral acompañados por centenares de personas que se congregaron en los alrededores.   Mientras las campanas tocaban a muerte, el príncipe heredero, Felipe, su esposa, Letizia, y el jefe de gobierno, Mariano Rajoy, oriundo de la ciudad, llegaban al edificio vestidos de riguroso luto. 

  “Familias que habéis perdido a vuestros seres queridos: desde el primer momento os hemos tenido en nuestro corazón, como también os han llevado en su corazón Galicia, España y tantas personas más allá de nuestras fronteras”, dijo en su homilía el arzobispo de Santiago, Julián Barrio, a los presentes, muchos cabizbajos y sin poder contener las lágrimas.  

Una vez finalizado el funeral, los príncipes consolaron individualmente durante 20 minutos a los familiares.

   En la catedral también estuvieron presentes efectivos de los servicios de emergencias y algunos vecinos del lugar del siniestro que ayudaron a socorrer los heridos.  

ZOOM
Maquinista libre bajo fianza

Francisco José Garzón Amo, de 52 años, conductor desde el año 2003, fue imputado el domingo por “79 delitos de homicidio, todos ellos cometidos por imprudencia” y quedó en libertad con cargos, anunció el tribunal regional de Galicia.  

El maquinista, que habría admitido “un despiste” ante el juez,  quedó en libertad provisional sin fianza, pero tendrá que comparecer cada semana en el juzgado.