David no piensa en mal inicio temporada

http://hoy.com.do/image/article/304/460x390/0/EBF21E13-CBC9-446E-9A3E-58344D9D06FD.jpeg

By Jeff Horrgan
Del Boston Herald

ARLINGTON, Texas – David Ortiz solo está bateando .133 sin jonrones y una empujada en sus primeros cuatro partidos de la temporada, pero el toletero de los Medias Rojas no ve razón para preocuparse.

Ortiz dijo que se siente mucho mejor en el plato de lo que sus estadísticas indicant y sigue confiado de que volverá a su ritmo normal muy pronto.

“Paso por esto todos los años”, dijo. “Los primeros cinco ó 10 juegos, siempre tengo que pelear mucho hasta encontrar mi forma en el plato y me meto en ritmo. Todavía no estoy frustrado. Es demasiado temprano. Soy muy mecánico así que si pasa algo con el swing que no está bien, se me hace difícil pegar hit”.

Ortiz ha tenido inicios lentos en tres de sus primeros cuatro años con los Medias rojas antes de calentarse y arrasar el resto de esas temporadas.

El año pasado, bateó .250 con un jonrón y cuatro empujadas en sus primeros cuatro juegos, pero en el 2005 tuvo un tórrido inicio, conectando de 16-8 en sus primeros cuatro encuentros, con un cuadrangular y tres remolcadas.

En el 2004, Ortiz se fue de 11-3, con un vuelacerca y tres impulsadas en sus primeros cuatro partidos, mientras en el 2003, de 16-2, sin jonrones y dos empujadas en sus primeros cuatro juegos.

Como la mayoría de los equipos, los Rangers colocan la mitad del cuadro hacia la derecha, lo que resultó en un par de rodados al intermedista Ian Kinsler cerca del jardín derecho. Aun así, Ortiz dice que no le preocupa perder posibles hits debido a alineaciones defensivas diseñadas exclusivamente para detenerlo.

“Estoy acostumbrado a eso”, dijo Ortiz. “Ya no pienso en eso. Cuando le doy bien a la bola, no van a atraparla. Sé que moverán la defensa mientras yo siga bateando, así que tengo que acostumbrarme”.

ACEITE DE CULEBRA

Si el negocio del pitcheo le sale mal a Julián Tavárez, tiene un gran futuro como vendedor de aceite de culebra.

Ahí en su casillero se ve una botella de agua que contiene un líquido con olor a trementina, aceite y pimiento.

Cada día de la temporada, desde que se convirtió en un lanzador profesional, Tavárez se frota el brazo derecho con el líquido desde la muñeca hasta el hombro.

El líquido es aceite de culebra –él no sabe de qué culebra- pero ha sido una opción para muchos lanzadores de la República Dominicana.

Tavárez reconoce que es un poco loco al creer en eso, pero para un jugador que se enorgullece de hacer ese tipo de cosas, tiene sentido.

“Ni siquiera voy a lanzar hoy, pero lo uso, para que la gente piense que soy loco”, dijo Tavárez. “Déjenme ser loco. Siempre y cuando no tenga que operarme, no me importa”.

Versión (Dionisio Soldevila Brea). –