Desalojada refugiada  gobernación da a luz  niño

SAMANÁ.  Una mujer, de las 38 familias de Cueva de Agua,  refugiadas en la gobernación, alumbró ayer  un niño con un peso de más de siete libras, y en condiciones estables en el hospital Leopoldo Pou de esta localidad.

Rosmery de la Cruz, de 20 años es una madre primeriza que no oculta la felicidad que la embarga con la llegada de su pequeño, que llevará el nombre de Sebastián.

La joven fue trasladada de urgencia al centro de salud con fuertes dolores, y a las 8:46 de la mañana del martes nació la criatura con normalidad, dijo De la Cruz acostada junto al pequeño  en un colchón que se encontraba tirado en el suelo, compartido con las demás familias.