Destaca papel de los padres en prevención delincuencia

http://hoy.com.do/image/article/34/460x390/0/61A40457-625E-4F76-9C28-A2764B065446.jpeg

POR GERMAN MARTE
La magistrada Rosanna Reyes destacó ayer que las familias juegan un papel decisivo en la prevención de la delincuencia juvenil y que de nada valen los esfuerzos de las autoridades si los padres no tienen control de sus hijos.

Reyes, procuradora fiscal adjunta, resaltó, además, que en los últimos seis años han llegado 24,000 dominicanos deportados de Estados Unidos, lo que ha incidido en el incremento de la delincuencia en el país.

Llamó la atención de las familias sobre los pasos que dan sus hijos y puso de ejemplo que muchos padres permiten que sus hijos e hijas menores salgan para una fiesta a las diez de la noche, sin saber con quiénes se juntarán, ni a la hora a que regresarán al hogar.

En este aspecto dijo que las autoridades están dando los pasos para establecer horarios especiales a los centros nocturnos de diversión.

Asimismo, la funcionaria indicó que serán 17 las fiscalías barriales que se habilitarán en la provincia Santo Domingo para resolver los problemas delictivos.

Indicó que en apenas un mes, las dos oficinas abiertas por la Fiscalía en los barrios Los Guandules y Gualey, han atendidos cientos de casos.

Destacó que este programa tiene como objetivo llevar minifiscalías a los barrios, para atender directamente a la gente y que sean los ayudantes fiscales quienes convoquen a los policías y no a la inversa como ocurre hasta ahora.

Por otro lado, Reyes adelantó que a partir de enero, la Fiscalía publicará un perfil de los funcionarios públicos, incluyendo legisladores y jueces, “para que la gente los identifique y tenga conciencia de la actuación de cada uno”.

RECOMENDACIONES

Al ofrecer una charla ante la comunidad del Ministerio de Unity, Reyes hizo una serie de recomendaciones para evitar caer víctima de los delincuentes.

Entre las sugerencias de la magistrada están iluminar externamente las residencias, revisar los rincones y lugares oscuros, cambiar las cerraduras cuando se extravíen las llaves y verificar puertas y ventanas antes de dormir.

Asimismo, aconsejó que al salir de viaje, de compra o de paseo, procure no dejar la casa o apartamento solos, dejar la luz interior prendida y dejar funcionando el radio o la televisión, para que el delincuente se confunda.

Sugirió, además, desconfiar de las personas que dicen pertenecer a empresas de servicio público (electricidad, acueducto, teléfono, etcétera), porque puede tratarse de delincuentes comunes, “constate primero con las empresas que dicen representar y si es necesario dar aviso a la policía”.

Sobre el servicio doméstico, solicitar antecedentes a la Policía, no dar información telefónica sin identificar debidamente al interlocutor  instruir al servicio doméstico al respecto.

Asimismo, desconfiar de los vendedores, fotógrafos a domicilio, mensajeros y otros y no permitirles la entrada  sin identificarlos.

También aconsejó tener a manos el número telefónico de los vecinos y alertarlos cuando observe sospechosos o desconocidos frente a sus residencias.

Reyes también sugirió anotar las placas y características de cualquier vehículo sospechoso y de inmediato dar aviso a la Policía.

También, tener a manos el teléfono del destacamento más cercano y adoptar medidas especiales al entrar o salir de su marquesina.

“En reuniones, evitar dar direcciones y números telefónicos. Mantenga uno o dos perros bravos en la casa. No confiar en desconocidos, investigarlos directamente”, dijo.

EN VEHICULOS

Al salir de su residencia tenga clara la ruta a seguir y los lugares donde estará, en tanto que debe comunicar a sus familiares el lugar de destino y posible hora de regreso.

Aconsejó también no ser rutinario y variar con frecuencia la ruta de sus desplazamientos.

Igualmente, ser desconfiado, mantenerse alerta, desarrollar el máximo espíritu de observación y pensar serenamente lo que debe hacer para evadir con éxito un posible seguimiento o persecución.

“No pare ni recoja en la ciudad o en la carreta a desconocidos, ni auxilie personas sospechosas. Mantenga cerrados los vidrios y las puertas aseguradas, y en los semáforos, al detener la marcha, no converse con extraños, muéstrese indiferente. Y si nota algún movimiento sospechoso, trate de poner en marcha el vehículo y desvíe su ruta”, dijo.

A PIE

En cuanto a los peatones, aconsejó evitar al máximo las salidas innecesarias y cambiar la rutina en todos sus desplazamientos y diferentes tipos de actividades.

Asimismo, no abordar taxis o carros de transporte público sospechosamente estacionados, sino los que estén circulando y que no lleven personas a bordo.

“En sus recorridos, no acorte la ruta atravesando lugares solitarios. Prefiera las zonas iluminadas y transitables. Si sale de noche, hágalo en compañía de otras personas”, aconsejó.