Diputado y sociólogo piden al gobierno actúe por crisis Haití

Diputado y sociólogo piden al gobierno actúe por crisis Haití

La situación de inestabilidad y violencia que vive Haití preocupa a la sociedad dominicana. Ayer el diputado Elías Wessin Chávez y el activista social Fidel Lorenzo coincidieron en que de no tomarse medidas firmes, el caos se apoderará de este lado de la isla.

Para el congresista, el trasiego de inmigrantes es lo que impacta con mayor fuerza. “Si antes entraban decenas a través de la frontera, hoy vienen cientos. Es una invasión pacífica que se puede tornar en bélica”, dijo Chávez, y destacó que la economía no da abasto para más informalidad.

Explicó que además son los dominicanos quienes pagan impuestos para atender necesidades primarias de estos extranjeros, que no respetan sus propias leyes, y cívicamente no tienen responsabilidad alguna siquiera para obtener de su país de origen un documento de identidad.

Pidió aunar esfuerzos para implementar medidas fuera de las banderas partidarias y la ambición de hacer dinero, enfatizar la necesidad de un muro tecnológico para el control fronterizo que evite una línea porosa, y aplicar la Ley de 80-20, mejorando las condiciones para el trabajador dominicano.

“Debe crearse una Brigada Cívico-Militar con la logística apropiada para deportar incesantemente a todo ilegal y a todo el que no cumpla con los requisitos de residencia. Depurar a todo funcionario, empleado, policía y militar de puesto en la frontera y castigar ejemplarmente al que incurra en actos de corrupción y soborno para trasegar ilegales”, sugirió.

Le puede interesar: “Gobierno está volcado ayudando a afectados por Fiona», afirma Alcántara

Habla Fidel Lorenzo

El presidente de la Fundación Equidad y Justicia Social (Fejus) dijo que la falta de gobierno en Haití, el poco control de bandas armadas, la falta de recursos, aumenta la inseguridad agravada por la falta de controles fronterizos.

“Poner control a la frontera, es nuestra responsabilidad. Nos preocupa que los militares están haciendo negocio con la miseria haitiana, y se están dando a la práctica de estar permitiendo el tráfico de personas”, expresó.

Advirtió que cada puesto de trabajo que ocupa un extranjero, es un empleo menos para un dominicano que tiene casi un 30% de la población joven desempleada. Los haitianos consumen parte el presupuesto nacional en salud.

Lorenzo alertó que cada ilegal que entra al país le quita empleo a un dominicano y considera que políticos y empresarios deben apoyar con hechos este tema capital.

La violencia en Haití registra un aumento que atentaría contra la estabilidad de esta parte y preocupa a Chávez y Lorenzo, por lo que piden acción.

Publicaciones Relacionadas