Diputados tratan con Educación Superior exámenes para residencias médicas

Diputados

La Comisión Especial designada por el pleno de la Cámara de Diputados continuó este viernes profundizando sobre el procedimiento utilizado en la aplicación del examen único de competencia, que se les imparte a los médicos generales para optar por las residencias.

Radhamés Camacho, presidente de la Comisión Especial, encabezó la reunión con la ministra de Educación Superior, Ciencia y Tecnología (MESCYT), Ligia Amada Melo, quien ofreció sus recomendaciones de lo que hay que hacer en torno al reclamo de los médicos para que se les revisen los exámenes a aquellos que fueron reprobados.

Aunque la Comisión hizo la convocatoria formal al rector de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD), Iván Grullón, éste ni asistió ni presentó sus excusas.

Melo procedió a  hacer las explicaciones en torno a las residencias médicas en los diferentes hospitales, las cuales dijo que por más que ha luchado el MESCYT no ha logrado trabajar el tema en coordinación con el ministerio de Salud Pública.

“Porque en sentido general le corresponde a los dos ministerios, a nosotros nos toca la parte académica, los planes de estudios que van a ejecutar, la infraestructura que tienen esos hospitales, supervisar si se cumplen, el personal docente que lo va a aplicar y por supuesto Salud Pública paga las residencias médicas”, precisó la funcionaria a los comisionados.

Indicó que el MESCYT no forma parte del Consejo Nacional de Residencias Médicas, a pesar de ser ese ministerio el facultado por la ley para regular todo lo relativo a la educación superior de la República Dominicana.

En torno a los exámenes que se les imparten a los médicos  para optar por las residencias, Melo entiende que se ha demostrado que los mismos están muy mal elaborados, tras afirmar que no procede revisar un examen que está mal hecho.

“Yo creo que lo más prudente es que los que pasaron ya pasaron, que se forme rápidamente un estructura para que se haga un nuevo examen y que se ponga un máximo de seis meses para dar el mismo”, expresó la funcionaria.

Abogó por que los exámenes deben ser elaborados por profesionales del Ministerio de Educación Superior, Ciencia y Tecnología, tanto para los que reprobaron como para los que no se han examinado nunca.

Insistió en que revisando un examen con preguntas mal formuladas no hay forma de determinar cómo darle los puntos al médico, por lo que entiende que  la solución del reclamo de los profesionales no es revisar los exámenes, ya que las preguntas de los mismos estuvieron mal formuladas y sin criterio científico.

“Lo que creo que sí procede es que el control de la evaluación para optar por las residencias se nos pase a nosotros, que elaboremos un examen y dentro de seis meses se aplique en coordinación con Salud Pública”, precisó.

El presidente de la Comisión, luego de escuchar a la funcionaria, dijo que ellos tienen ya los elementos suficientes para rendir un informe al hemiciclo; sin embargo, manifestó la necesidad de escuchar a las autoridades de la UASD, ya que es la institución que elabora e imparte los exámenes a los médicos para  optar por las residencias médicas.

El hemiciclo apoderó a una Comisión Especial para que investigue el reclamo  de revisión que están haciendo más de cuatro mil médicos que se examinaron  y reprobaron el examen para las residencias médicas y el destino que se le da a unos 13 millones de pesos que genera impartir esos exámenes.

En la reunión, Rosa Céspedes, del MESCYT, ofreció explicaciones sobre la elaboración de los exámenes a los médicos que procuran una especialidad.

Mientras que estuvieron presentes los diputados Favio Vargas, Severina Gil, Radhamés Ramos, Juan Quiñonez, Juan Maldonado, Radhamés Fortuna, Héctor Felix, Rafael Abreu, José Antonio Fabián,  Pedro Carreras, Virgilio González, Leivin Guerrero, Aracelis Duarte y Ramón Durán.