DNCD ocupa 35 paquetes cocaína en buque, detiene al capitán y a un colombiano

http://hoy.com.do/image/article/672/460x390/0/CC7E3CA5-FC9A-45F2-AB2B-732D090BC263.jpeg

La Dirección Nacional de Control de Drogas (DNCD) ocupó ayer tarde 35 paquetes de cocaína  en uno de los compartimientos de un buque anclado en el Puerto de Manzanillo, a donde llegó procedente de Colombia, arrestando a un ciudadano de esa nacionalidad y al capitán de la embarcación.

La motonave, matrícula de Bahamas, había zarpado hace varios días desde le Puerto de Santa Marta, en Colombia, y su destino final era la terminal marítima de Antwerp, en Bélgica, lugar hacia donde llevaba la cocaína. Están presos su capitán, el ucraniano Alyeyev Roman, y el colombiano Jorfe Eliécer Córdova Lezcano.

El vocero antidrogas, Roberto Lebrón, dijo que Córdova Lezcano iba como “polizón” en la nave, sin especificar qué tipo de carga trajo, además de la droga, y si llevaría alguna mercadería a Europa. Los dos hombres fueron trasladados a la sede de la DNCD, en la capital, para ampliar las pesquisas.

Además de los 35 paquetes de cocaína, fueron ocupados celulares y tarjetas de llamadas telefónicas, GPS, mochilas, agua, medicinas, equipos de buceo y globos inflables. La embarcación -de nombre Summer Meadow- está retenida y bajo vigilancia de miembros de la DNCD y la Marina de Guerra, indicó.

La DNCD fue alertada por autoridades colombianas de que en la mencionada embarcación había escondida una cantidad indeterminada de cocaína, y por eso se hicieron los contactos con el Ministerio Público en Montecristi para inspeccionarla, encontrando la citada droga escondida en una de las cuadernas de la embarcación.

Las cuadernas en los buques son lo que en el lenguaje marino se conoce como las costillas de madera u otro material de las que están hechas esas naves. El fiscal actuante en la inspección la moto nave es el magistrado Silvio Martínez Rodríguez, de la jurisdicción de Montecristi.

Este lunes, dijo Lebrón, fe ampliada la inspección de la nave, ante la sospecha de que puede haber más droga en sus compartimientos. Para esos fines, un equipo antidrogas se trasladó a Manzanillo para seguir la requisas, auxiliado de unidades caninas y acompañados de fiscales adjuntos.