Dominica declara áreas de desastre tras el paso de Erika

dominica

ROSEAU, Dominica.  Los rescatistas trataban el domingo de abrir paso hacia varias comunidades de Dominica que quedaron aisladas por las inundaciones y deslizamientos de tierra luego del paso de la tormenta Erika, que dejó 20 muertos y más de 50 desaparecidos.

“El acceso por carretera a esas comunidades es imposible”, dijo el primer ministro Roosevelt Skerrit. Esos pueblos “están aislados del resto del país”.

El funcionario declaró nueve localidades como “áreas especiales de desastre” a fin de “focalizar de forma completa los trabajos de rehabilitación y recuperación”.

En una alocución al país, el primer ministro Roosevelt Skerrit dijo la noche del sábado que la declaración de áreas especiales de desastre se realizó ante la pérdida de vidas y los daños a la propiedad.

Detalló que los socorristas habían abierto pasos temporales hacia algunas de las comunidades aisladas a fin de ayudar a localizar a los desaparecidos y proveer de asistencia médica y alimentos básicos a los habitantes.

“La decisión es que todas esas comunidades tengan provisiones adecuadas de agua y comida”, afirmó.

Con equipos pesados enviados por los gobiernos de Venezuela, Martinica y Guadalupe, las autoridades esperaban llegar el domingo a los lugares en donde aún no hay acceso por tierra.

La tormenta Erika azotó el 26 de agosto durante más de cinco hora la isla de Dominica, en el oriente del Caribe, con lluvias intensas y vientos de 85 kilómetros por hora, provocando la crecida de ríos, inundaciones y deslizamientos de tierra que destruyeron cientos de viviendas.

El jefe del gobierno detalló que cientos de hombres trabajaban para restablecer las actividades del principal aeropuerto del país, en el noreste de la isla, donde el lodo y escombros impedían sus operaciones.

Skerrit solicitó el apoyo de la comunidad internacional y estimó que, aunque no se ha hecho una evaluación completa de los daños, la tormenta provocó al país un retroceso de dos décadas.

El gobierno anunció que abrió una cuenta en el Banco Central del Este del Caribe, así como en cuentas en Estados Unidos, el Reino Unido, Canadá, Alemania pare recibir donaciones a fin de ayudar a la reconstrucción.

Skerrit detalló que se ha comunicado con gobiernos de otros países y organismos internacionales, como el Banco Mundial, en busca de apoyo financiero para la recuperación del país.

El Bando Mundial tiene previsto enviar un equipo de técnicos para evaluar los daños y el impacto que tuvo el meteoro en el Producto Interno Bruto de la pequeña isla nación, de unos 75.000 habitantes.