Dominicanos marchan en Miami contra Haití por “desprestigio” de su país

haitianos-protestan-en-Miami-730x411

Miami (EE.UU.). Una coalición de líderes comunitarios dominicanos en Florida (EE.UU.) se manifestó hoy frente al consulado de Haití en Miami en rechazo a lo que consideran una “campaña de difamación” contra su país por su nueva política migratoria.

La Coalición Dominicana de la Florida (CODOMFLA) criticó que el Gobierno haitiano ha desprestigiado al pueblo dominicano ante la comunidad internacional al hacerlos ver como “esclavistas y racistas”.

“Estamos indignados como dominicanos, exigimos respeto por nuestro país, porque nosotros nos caracterizamos por ser un pueblo hospitalario, solidario, pacífico y condescendiente, no solo con el pueblo haitiano sino con todo aquel que llega a nuestro patria”, expresó la activista Magalys Mella.   Destacó además que, al igual que Estados Unidos ha acogido a los dominicanos “como inmigrantes”, su país “acoge a todo aquel que se rija bajo las leyes y normativas migratorias”.   El activista dominicano Joaquín Liriano cuestionó por su parte las “mentiras que han creado por el solo hecho de que un país exija a los extranjeros que viven en su territorio legalizarse”.

La convocatoria de la marcha “Caminando por mi patria” surgió luego que la comunidad haitiana residente en Florida realizara varias protestas contra los “tratos discriminatorios y vejaciones” de sus nacionales en suelo dominicano.   La caminata se inició frente al consulado de República Dominicana y culminó en el de Haití, donde Mella entregó a las autoridades consulares una carta dirigida al cónsul Jean Marie Francois Guillaume, en la que le manifestaban su desacuerdo con “la campaña de descrédito internacional”.

En 2013, una polémica sentencia del Tribunal Constitucional dominicano negó la nacionalidad a los descendientes de indocumentados nacidos en su territorio, la mayoría haitianos.

El Gobierno dominicano lanzó este año un Plan Nacional de Regularización de Extranjeros al que se acogieron más de 288.000 personas, pero muchas organizaciones temen que decenas de miles de personas de origen haitiano nacidas en la República Dominicana se queden apátridas, al no ser reconocidas por ningún país.   El Gobierno de EE.UU. ha solicitado a la isla caribeña que evite deportaciones masivas y que lleve a cabo las repatriaciones de manera transparente y con respeto a los derechos humanos.