Economía con dificultades para atraer inversiones

http://hoy.com.do/image/article/51/460x390/0/82104C51-9E64-4FBE-8638-C43CFDD48B58.jpeg

De los servicios de Hoy
WASHINGTON.—
Un informe del Banco Mundial (BM) sobre la región del Caribe destaca, entre otros, la fortaleza del sector turístico en la República Dominicana, pero advierte que su “principal problema” es atraer inversiones extranjeras.

En el informe “Un momento para decidir: desarrollo del Caribe en el siglo XXI” del Banco Mundial, Sanjay Kathuria, principal autor del estudio, destacó como aspectos positivos en la República Dominicana los menores costes de mano de obra, la fortaleza del sector turístico, la apertura de las telecomunicaciones y la exitosa capacitación laboral en el sector privado, informó la agencia española EFE en un cable fechado en Washington.

El economista citó como “el principal problema” dominicano es su fracaso a la hora de atraer inversiones extranjeras, a lo que se suma un débil sector educativo y las elevadas tasas de pobreza.

El informe recomendó a los países caribeños desmantelar su sistema de preferencias comerciales y subsidios para salir del estancamiento económico por el que atraviesa la región. 

El BM señala que el proteccionismo comercial ha tenido un impacto negativo, dado que, en sólo 15 años, las exportaciones caribeñas hacia Europa y América del Norte descendieron.

Esta caída fue de 0.71% del total de las importaciones norteamericanas y europeas en 1985 a 0.27% en 2000.

Caroline Anstey, directora para la región del Caribe del BM, insistió durante una rueda de prensa en la importancia de la integración regional, algo que considera crucial para frenar el persistente deterioro económico de la zona.

Si los gobiernos no actúan, “el crecimiento per cápita será de sólo 2.3% en el período 2001-2010, frente al 4.3% de los años 70”, indica el estudio.

El reporte publicado hoy señala que el éxito de pequeñas islas como Irlanda o Singapur ponen de manifiesto que las pequeñas economías pueden ser competitivas en el mercado global.

Anstey describió como “preocupante” el incremento en las tasas de criminalidad y desempleo juvenil, así como la caída de la productividad.

La responsable para la región del Caribe considera “urgente” solucionar el problema de las pandillas, que actúan como desincentivadoras del turismo y la inversión extranjera.

Anstey dijo, además, que las pandillas también tienen un impacto sobre los flujos migratorios, al forzar la salida de trabajadores cualificados de la región.

Durante su intervención, Anstey señaló que sería necesario encontrar una forma para canalizar hacia el sector productivo parte de las remesas que envían los emigrantes.  Pese al lúgubre panorama que describe el informe, el Banco encuentra “oportunidades emergentes” en el Caribe, sobre todo dentro del sector turístico.

“La creciente demanda de nuevas áreas de productos como turismo de aventura y cultural, ecoturismo y centros de lujo, proporciona una oportunidad para revitalizar la madurez del sector turismo en la región”, indica el BM. 

En ese sentido, el estudio recuerda que existen varias experiencias exitosas en esos nuevos nichos, incluyendo el Festival de Jazz de Santa Lucía, el Festival Creol de Dominica y el aumento de los ecoturistas en la región.