Economía y educación
A falta de mercado

http://hoy.com.do/image/article/833/460x390/0/85630F0B-16EB-46B6-B787-22D08A3BC539.jpeg

Conocemos bien lo que está ocurriendo con los huevos  que se producen en la isla. Pues resulta que con la pérdida del mercado haitiano, lo lógico fuera que se desplomara su precio, pero no ha sido así. Qué ha ocurrido entonces.

Existe la sobreproducción de huevos, de eso no hay duda, éstos se consumen o se dañan, es corto el plazo de la alternativa en cuestión, sólo catorce días, después de dicho plazo nadie aguanta la hediondez del almacén de la granja en donde se ubica su inventario.

Por otro lado el mercado de consumo dominicano no puede absorber la referida sobreproducción, está fuera de sus posibilidades de gastos.

Sin embargo, ante el referido sobre-inventario, la gente no se explica el por qué del aumento del precio, cuando se esperaba todo lo contrario.

Pues, el exceso en el precio sólo encuentra su justificación en el financiamiento de las pérdidas por parte de la población, un crédito sin retorno, lo que Marx identificó como la acumulación originaria, el pueblo sin saber por qué, prohíja las pérdidas del empresario pecuario, riesgo que éste sin ninguna duda tendría que asumir.

Debo decirles que tampoco existe en la isla la industria derivada por que no hay actividad exportadora, la opción viable sería la deshidratación ante la coyuntura del exceso de producción que contrarrestaría el ciclo corto de consumo, sin sacrificio al magro, enjuto y flaco ingreso del pueblo isleño.

Pero, no hay mentalidad ni actitud al comercio internacional, habiendo mercados inmensos para los derivados del huevo. Bueno, los hueveros, ni tontos ni perezosos, optaron por el financiamiento de sus pérdidas.

No fue suficiente el aporte del gobierno en numerario, dación injustificable pues los dineros del fisco, que son del pueblo, no deben ser objeto de comercio, sino primordialmente de inversión social, que no la hay, por eso nuestra pobreza estructural a pesar de la cantaleta recurrente del crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB)  por parte del Banco Central.