Educación recibiría más fondos si mostrara mejores resultados

El especialista en educación Aims McGuinness afirmó ayer que el sistema educativo nacional sólo podrá recibir  apoyo político y una mayor inversión económica del Estado  en la medida en que presente resultados favorables y de sus  progresos educativos.

Aseguró que por eso es importante que toda la evidencia de los procesos de aprendizaje sean fiables y transparentes, y a la vez comparables con  países mejor posicionados.

 El también asesor de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) ofreció estos juicios durante la  conferencia “Elementos claves de las reformas para mejorar la calidad de la educación”, que presentó durante el seminario “La nueva reforma educativa: Reto calidad y financiamiento”.

La actividad fue organizada por  Acción Para la Educación Básica (Educa),  el programa de Promoción de la Reforma Educativa en América Latina y el Caribe (PREAL), la Facultad Latinoamericana de Ciencias Sociales (FLACSO), entre otras entidades del sector.

En lo que tiene que ver con las reformas educativas, McGuinness expuso que no es conveniente aplicarlas al mismo tiempo en todos los distritos educativos y sugirió que, por el contrario, se haga una selección de escuelas y  proyectos pilotos.

Además, sostuvo que no se puede aspirar a implementar los mismos programas educativos en todo el país, y dijo que por el contrario, se debe distinguir entre las necesidades particulares que existen por zona.

  Destacó que ningún proyecto de educación a largo plazo puede ser llevado a cabo sin que primero se capacite a los profesores y se garanticen los espacios educativos apropiados para el desarrollo del proyecto de enseñanza-aprendizaje. 

Crisis e inversión

El experto,  adscrito al National Centre for Higher Education Management Systems (Nchems), aseguró que no sólo es fundamental que en los momentos de crisis económica se siga financiando a la educación sino además reconocer que esos recursos constituyen la posibilidad y medios para lograr la recuperación económica.

 “En momentos de crisis es el peor momento para dejar de invertir en la educación”, señaló.

Dijo que es importante elevar  el   de financiamiento de la educación para que  esté al nivel promedio de otros países de la región.